Reto de amor: no creas, vive la Navidad


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

NO CALCULES

Ayer muchos esperaban que hiciéramos alguna inocentada, pero el día transcurrió tranquilo. Te preguntarás: ¿Cuál es el motivo? Muy sencillo. Ayer nuestra Madre, la Iglesia, nos pedía celebrar la Sagrada Familia y, por lo tanto, como caía en el mismo día de los inocentes, estos no se pudieron celebrar. Creo que lo primero es sentir con nuestra Madre Iglesia.

Pues bien, pero… hacia dentro de los muros alguna pequeñita teníamos que hacer, y decidimos esconder los breviarios (libros con los que rezamos en el coro) y, en su lugar, pusimos a cada monja un tablet, con el que había que rezar. Las caras de sorpresa, de incertidumbre, de novedad… Fue impresionante ver cómo se dejaron sorprender y aceptaron ese aparato que las poníamos en las manos. Y eso que les pasaba de todo. Se les saltaba, se les suspendía, se les giraba la pantalla. En fin, pero se dejaron llevar y todo fue genial.

Es verdad que no razonaron, se fiaron de los jóvenes y sus aparatos.

Y tú, ¿qué tal va tu Navidad? ¿Has llegado a Belén? ¿Has encontrado la cueva?
Si quieres disfrutar de la Navidad, de este Dios que se hace Niño, creo que tienes que cambiar tu breviario por un tablet. Tienes que dejar tu razón y entrar por el camino de la fe.

¿Nacer en unas condiciones tan pobres y de una forma tan silenciosa? ¿Por qué quiso Dios que esto fuera así? Sólo los pobres y humildes lo vieron. Lo vieron unos pastores y, pocos días después, unos magos que venían siguiendo una estrella. Ambos grupos tenían en común una cosa: que se dejaron arrastrar. Estaban abiertos a la sorpresa. No calcularon. Dejaron libre el corazón, se fiaron de esa semilla de verdad que su corazón intuía. Por eso pudieron reconocerle. En el fondo no tenían nada que perder. ¿Tú y yo tenemos cosas que perder si nos fiamos?

Los que viven de sí y de sus proyectos nunca llegarán a Belén. Se quedan en un mundo donde no sucede nada. No se fían de que eso que van ha encontrar les va ha cambiar la vida, en el fondo para ellos Cristo está en la tumba no está vivo. Están llenos de actividad y de ruido pero nunca sucede nada porque dos y dos siempre son cuatro, no arriesgan, prefieren tener todo calculado y para llegar a Belén necesitas confiar, dejar en manos de otro lo que tu no puedes.

Yo creo que el niño viene para despertar en nosotros asombro y ternura pero me temo que para ello debemos de entrar en la lógica de Dios y no en la nuestra.

Estamos en la mitad de la Navidad, hoy deja de calcular y pídele al Señor un corazón que se deje sorprender, para que puedas disfrutar de este gran misterio. Si Jesus entra en tu vida, te la va ha cambiar totalmente.

Hoy el reto del amor es que no quieras creer en la Navidad. No, tú vive la Navidad. José y María no creyeron, ellos vivieron.

¡VIVE DE CRISTO!

Anuncios

Un pensamiento en “Reto de amor: no creas, vive la Navidad

  1. Pingback: 爱挑战,没想到,活的圣诞节 | 基督的生命

Deseas decir algo, adelante tus comentarios enriquen este blog.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s