Reto de amor: mirar a Cristo


Hola, buenos días, hoy sor Carmen nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

MIRAR A CRISTO

Queridos amigos del Reto: Hace mucho que no comparto con vosotros los sentimientos de mi corazón y las vivencias de cada día (pues el Señor nos conduce hacia Él por medio de los acontecimientos que se hacen vida en lo cotidiano).

Hace poco me llamó un Padre misionero. Unos días antes se había acercado a nuestro monasterio para saludarme y, a la vez, me hizo algunas preguntas para confrontar su intimidad con Jesucristo. Yo, en mi pobreza, casi no me lo podía creer, porque es un hombre al que yo considero un contemplativo, muy humilde y sencillo, y que ha estado muchos años en África viviendo para los demás.

Pues bien, él me dijo:
-Sor Carmen, yo quiero preguntarte porque, a veces, en mi interior, pienso si estaré haciendo bien las cosas, si no tendré la suficiente fe a la hora de actuar, si mi amor a Jesucristo será autentico… -Y otras cosas por el mismo estilo.

Me lo comentaba con una bondad impresionante en el rostro, ¡cómo me impactó!, y siguió diciendo que él, cuando era novicio, le gustaba ir a la capilla con la Biblia, y allí pasaba horas delante del Sagrario con la Palabra de Dios, y que salía con un gozo inmenso y mucha fuerza en su corazón…

Yo, ¿qué le podía añadir?, me quedé mirándole y le dije:
-Pues mira, sigue así, porque yo también me hago esas mismas preguntas, y sólo mirando al Sagrario encuentras las respuestas a todos los interrogantes. El Señor nos habla cuando estamos en actitud de escucha, de pobreza, de humildad. Todos necesitamos enamorarnos de Jesucristo, dejarnos hacer por Él, confiar y abandonarnos en sus brazos. Aunque no “sintamos” nada, aunque no “hagamos” nada, solamente “estar”, saber que Él nos espera y nos ama, dejar todo en sus manos, sobre todo nuestras personas, y entregarnos a su voluntad. Todos somos pobres, con las mismas dudas, las mismas inquietudes, los mismos miedos a enfrentarnos con la realidad.

Hoy el reto del amor es que brindes una palabra de aliento, de confianza, de cercanía, a las personas que conoces, a tus familiares, a tus amigos, a tu compañero de trabajo, de estudio. Dales la clave de la respuesta a todos sus interrogantes: que sólo mirando al Sagrario, mirando a Jesucristo, se encuentra la paz y la fuerza para seguir caminando en el día a día.

¡Feliz día! ¡Que Dios os bendiga!

¡VIVE DE CRISTO!

http://www.dominicaslerma.es

Anuncios

Deseas decir algo, adelante tus comentarios enriquen este blog.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s