Reto de amor: los trabajos de Jesús


Hola, buenos días, hoy Israel nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

LOS TRABAJOS DE JESÚS

Acabamos de comenzar una obra en el Monasterio, y nos han “trincado” la puerta del Novi.

Se va a hacer la instalación de un ascensor y, justo las escaleras y el hueco donde va a ir están a la puerta del Noviciado. Por ello, ahora esa puerta ha quedado cerrada hasta concluir la obra y, en lugar de bajar al coro por ahí, tenemos que dar toda la vuelta por la huerta hasta otra puerta, y acceder por allí.

Al no tener acceso a la zona donde se están realizando los trabajos, me daba cuenta de que se me despertaba por dentro la curiosidad: “¿Cómo lo estarán haciendo? ¿Y cómo abrirán el agujero? ¿Cuánto tardarán?…”

Sí, sí, a mi curiosidad le gusta saber cómo se hacen las cosas, qué pasos van siguiendo. Me gusta entender la lógica de la obra y comprender cómo trabajan, porque a veces uno piensa que, mirando, se notan los progresos, y parece que se acaba antes… Sin embargo, esta vez, mis ojos no lo están viendo.

Muchas veces me sucede lo mismo con el Señor. Cuando le entrego una situación y decido dejarlo todo en Sus manos, cuando rezo por una persona y le pido que sea Él quien actúe… brota dentro de mí esa misma curiosidad: “¿Y cómo lo vas a hacer? ¿Y sería bueno de esta manera, Señor?…”, como queriendo ver paso a paso cómo Él va trabajando en ello y, cómo no, meterle un poco de prisa o darle algún consejo sobre cómo sería mejor…

Y, sin embargo, vengo experimentando que, cuando dejamos algo en Sus manos y por fin le dejamos a Él ser Dios, Jesucristo siempre se pone a trabajar, independientemente de que nosotros veamos o no cómo lo está haciendo. A mí me toca confiar en que, al cabo de un tiempo, su obra estará concluida, y tendremos ascensor. La obra no depende de que yo la vea o no, sino de que Le deje trabajar, ¡eso es lo realmente importante! Si no abrimos la puerta a los obreros, sería imposible su labor, no tendrían acceso. Pues, del mismo modo, Él solo necesita que le demos paso…

Hoy el reto del amor es dejar trabajar al Señor. Entrégale la inquietud sobre tu propia vida, o sobre ese hijo que te preocupa, o esa falta de trabajo, o esa persona alejada del Señor… ¡entrégaselo a Él! Y confía en sus trabajos… Quizás verás o quizás no, pero nunca dudes de que Él trabajará hasta finalizar con éxito.

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Anuncios

Deseas decir algo, adelante tus comentarios enriquen este blog.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s