Callando es como se aprende a oír; oyendo es como se aprende a hablar; y luego, hablando se aprende a callar.

Diógenes Laercio
 

Novena a la Reina de la Paz: Noveno día


Noveno día

María Reina de la Paz

Oremos por las intenciones de la Reina de la Paz

1. Oración: María Reina de la Paz

2. Veni Creator Spiritus

3. Misterios Gozosos del Rosario

Textos para la Meditación

 En ese tiempo, Jesús dijo: “Padre, quiero que donde yo esté, estén también conmigo los que me has dado, para que contemplen mi gloria, la que me diste, porque me has amado desde antes de la creación del mundo. Padre justo, el mundo no te ha conocido, pero yo sí te conozco y éstos han conocido que Tú me enviaste. Yo les he dado a conocer tu nombre y se los seguiré dando a conocer, para que el amor con que me amas esté en ellos y yo también en ellos” (Juan 17,24-26)

“Queridos hijos, hoy les agradezco y deseo invitar a todos a la paz del Señor. Deseo que cada uno experimente en su propio corazón la paz que Dios da. Hoy quiero bendecirlos a todos; los bendigo con la bendición del Señor. Les suplico, hijos queridos, que sigan y vivan mi camino. Los amo, hijos queridos, y es por ello que quizás tantas veces los invito y les doy gracias por todo lo que están haciendo por mis intenciones. Les ruego, ayúdenme para que pueda ofrecerlos al Señor y para que los salve y los guíe por el camino de salvación. Gracias por haber respondido a mi llamado” (Mensaje del 25 de Junio de 1987)

La oración de María se nos revela en la aurora de la plenitud de los tiempos. Antes de la encarnación del Hijo de Dios y antes de la efusión del Espíritu Santo, su oración coopera de manera única con el designio amoroso del Padre: en la anunciación, para la concepción de Cristo (cf. Lc 1,38); en Pentecostés para la formación de la Iglesia, Cuerpo de Cristo (cf. Hch 1,14). En la fe de su humilde esclava, el don de Dios encuentra la acogida que esperaba desde el comienzo de los tiempos. La que el Omnipotente ha hecho “llena de gracia” responde con la ofrenda de todo su ser: “He aquí la esclava del Señor, hágase en mí según tu palabra”. Fiat ésta es la oración cristiana: ser todo de Él, ya que Él es todo nuestro (CIC: 2617)

4. Letanías de la Santísima Virgen

Oración conclusiva: Te damos gracias, oh Padre, por el don de oración que nos permite tocar Tu corazón; oración en la que Tú te entregas enteramente a nosotros y con la cual nos enseñas a entregarnos enteramente a Ti. Hoy oramos por todas las intenciones de la Reina de la Paz y por todo lo que es necesario para que el mundo entero, por medio de María, pueda entrar en Tu gloria, la gloria de la Santísima Trinidad.

Amén.

Opcional

Himno Medjugorje

Dios es mi vida y mi todo (4)


image003.jpg
El amor del Señor no tiene límites, que no lo tenga tampoco el nuestro (C 925).

Novena a la Reina de la Paz: Octavo día


Octavo día

Mensaje de la Virgen 2 de junio de 2013

Oremos por la realización de todos los frutos y Mensajes de Medjugorje

1. Oración: María Reina de la Paz

2. Veni Creator Spiritus

3. Misterios Glorioso del Rosario

Textos para la Meditación

 Jesús dijo a sus discípulos: “Porque tanto amó Dios al mundo, que le entregó a su Hijo único, para que todo el que crea en él no perezca, sino que tenga vida eterna. Porque Dios no envió a su Hijo para condenar al mundo, sino para que el mundo se salvara por él. El que crea en él no será condenado; pero el que no cree ya está condenado, por no haber creído en el Hijo único de Dios. La causa de la condenación es ésta: habiendo venido la luz al mundo, los hombres prefirieron las tinieblas a la luz, porque sus obras eran malas. Todo aquel que hace el mal, aborrece la luz y no se acerca a ella, para que sus obras no se descubran. En cambio el que obra el bien conforme a la verdad se acerca a la luz, para que se vea que sus obras están hechas según Dios” (Juan 3,26-21)

“Queridos hijos, hoy, en este gran día que me han regalado, deseo bendecirlos a todos y decirles que estos días, mientras estoy con ustedes, son días de gracia. Deseo enseñarles y ayudarles a caminar en el camino de la santidad. Son muchos los que no quieren escuchar mis mensajes ni aceptar con seriedad lo que digo, por eso es que los invito y ruego para que con sus vidas y en la vida de todos los días den testimonio de mi presencia. Oren, Dios los ayudará a descubrir cuál es la verdadera razón de mi venida. Por tanto, hijitos, oren y lean en la Sagrada Escritura el mensaje para ustedes. Gracias por haber respondido a mi llamado” (Mensaje del 25 de Junio de 1991)

María es la orante perfecta, figura de la Iglesia. Cuando le rezamos, nos adherimos con Ella al designio del Padre, que envía a su Hijo para salvar a todos los hombres. Como el discípulo amado, acogemos (cf. Jn 19,27) a la Madre de Jesús, hecha madre de todos los vivientes. Podemos orar con Ella y a Ella. La oración de la Iglesia está sostenida por la oración de María. La Iglesia se une a María en la esperanza (cf. LG 68-69) (CIC: 2679)

4. Letanías de la Santísima Virgen

Oración conclusiva: Te damos gracias, oh Padre, por habernos dado a Tu Hijo y a Su Madre, a fin de que nadie de quienes crean en Ellos y los escuchen se pierdan. Gracias por cuidar de cada persona y, en Tu misericordia, por no condenar a nadie. Hoy Te pedimos que se realice todo aquello por lo que Nuestra Señora ha rogado aquí en Medjugorje y para que cada gracia que ha sido derramada aquí se difunda en el mundo. Que esto traiga frutos de santidad y Te sirva en Tu plan de salvación.

Amén.

Opcional

Himno Medjugorje

Dios es mi vida y mi todo (3)


image003.jpg
¿Quién puede amarla y procurar su bien con el amor con que El la ama y con el poder y la bondad con que El lo procura? (B 887)

Dios es mi vida y mi todo (2)


image003.jpg
Veo al Señor cargado de los tesoros de su amor y necesitando almas vacías donde poder depositarlos (C 403).

Dios es mi vida y mi todo (1)


image003.jpg

Yo quisiera que todo, todo me llevase igualmente a Dios, sea lo que sea, a Dios que es mi vida y mi todo (C 66).

 

Novena a la Reina de la Paz: Septimo día


Septimo día

Grupos de oración

Oramos por los Grupos de Oración de todo el Mundo

1. Oración: María Reina de la Paz

2. Veni Creator Spiritus

3. Misterios Gozosos del Rosario

Textos para la Meditación

Jesús dijo a sus discípulos: “Traten a los demás como ustedes quieren que ellos lo traten. En esto se resumen la ley y los profetas. Entren por la puerta estrecha; porque ancha es la puerta y amplio el camino que conduce a la perdición, y son muchos los que entran por él. Pero ¡qué estrecha es la puerta y qué angosto el camino que conduce a la vida, y qué pocos son los que lo encuentran!” (Mateo 7,12-14)

“Queridos hijos, hoy los invito al amor que es agradable y caro a Dios. Hijitos, el amor acepta todo, todo lo que es duro y amargo, por amor a Jesús que es Amor. Por eso, queridos hijos, oren a Dios para que venga en ayuda de ustedes; pero no según sus deseos sino según Su Amor. Abandónense a Dios para que Él pueda sanarlos, consolarlos y perdonarlos por todo aquello que hay en ustedes y que les impide avanzar en el camino del amor. Así Dios podrá plasmar sus vidas y ustedes crecer en el amor. Glorifiquen a Dios, hijitos, con el Himno a la Caridad (1 Cor. 13) para que el amor de Dios pueda día a día crecer en ustedes hasta alcanzar su plenitud. Gracias por haber respondido a mi llamado” (Mensaje del 25 de Junio de 1988).

En la oración, el Espíritu Santo nos une a la Persona del Hijo Único, en Su humanidad glorificada. Por medio de ella y en ella, nuestra oración filial comulga en la Iglesia con la Madre de Jesús (cf. Hch 1,14). Desde el sí dado por la fe en la anunciación y mantenido sin vacilar al pie de la cruz, la maternidad de María se extiende desde entonces a los hermanos y a las hermanas de su Hijo, “que son peregrinos todavía y que están ante los peligros y las miserias” (LG 62). Jesús, el único Mediador, es el Camino de nuestra oración; María, su Madre y nuestra Madre, es para transparencia de Él: María “muestra el Camino” [Hodoghitria], ella es su “signo”, según la iconografía tradicional de Oriente y Occidente (CIC: 2673, 2674)

4. Letanías de la Santísima Virgen

Oración conclusiva: El amor es signo de reconocimiento a Tus discípulos, oh Señor. Te damos gracias por cada respuesta de amor dada a través del servicio y los dones a los demás. Oramos por todos los miembros de los Grupos de Oración de todo el mundo. Haz que, unidos a Tu Madre, puedan siempre mostrar con valor y decisión, dentro de sus familias y dondequiera que vivan, el camino estrecho, el único camino que lleva a Ti. Ayúdalos a crecer día a día en la plenitud de Tu Amor.

Amén.

Opcional

Himno Medjugorje

Novena a la Reina de la Paz: Sexto día


Sexto día

Mapa ubicación Mejdugorje

Oramos por todos los Peregrinos que vendrán a Medjugorje

1. Oración: María Reina de la Paz

2. Veni Creator Spiritus

3. Misterios Dolorosos del Rosario

Textos para la Meditación

“En aquel tiempo exclamó Jesús: «¡Te doy gracias, Padre, Señor del cielo y de la tierra, porque has escondido estas cosas a los sabios y entendidos, y las has revelado a la gente sencilla. ¡Gracias, Padre, porque así te ha parecido bien! El Padre ha puesto todas las cosas en mis manos. Nadie conoce al Hijo sino el Padre, y nadie conoce al Padre sino el Hijo y aquel a quien el Hijo se lo quiera revelar».” (Mateo 11,25-30)

     “Queridos hijos, hoy también me alegro por su presencia aquí. Los bendigo con bendición maternal e intercedo ante Dios por cada uno de ustedes. Nuevamente los invito a que vivan mis mensajes y a ponerlos en práctica en sus vidas. Estoy con ustedes y los bendigo a todos día tras día. Queridos hijos, éstos son tiempos especiales, y por ello estoy con ustedes para amarlos y protegerlos, para proteger sus corazones de satanás y acercarlos a todos, siempre más, a mi Hijo Jesús. Gracias por haber respondido a mi llamado” (Mensaje del 25 de Junio de 1993)

     En la Nueva Alianza, la oración es la relación viva de los hijos de Dios con su Padre infinitamente bueno, con su Hijo Jesucristo y con el Espíritu Santo. La gracia del Reino es “la unión de la Santísima Trinidad toda entera con el espíritu todo entero” (San Gregorio Nac., or. 16,9). Así, la vida de oración es estar habitualmente en presencia de Dios, tres veces Santo, y en comunión con Él. Esta comunión de vida es posible siempre porque, mediante el bautismo, nos hemos convertido en un mismo ser con Cristo (cf. Rm 6,5). La oración es cristiana en tanto en cuanto es comunión con Cristo y se extiende por la Iglesia que es su Cuerpo. Sus dimensiones son las del Amor de Cristo (cf. Ef 3,18-21) (CIC: 2565)

4. Letanías de la Santísima Virgen

Oración conclusiva: Nosotros no Te hemos escogido a Ti, oh Señor, sino que Tú nos has escogido a nosotros. Sólo Tú conoces a todos los pequeños que recibirán la gracia de la revelación de Tu amor por medio de Tu Madre, aquí en Medjugorje. Oramos por todos los peregrinos que vendrán a Medjugorje: protege sus corazones de todo ataque satánico y ábrelos a todas las inspiraciones que vienen de Tu Corazón y del Corazón de María.

Amén.

Opcional

Himno Medjugorje

Novena a la Reina de la Paz: Quinto día


Quinto día

Peregrinos de Medjugorje en el Krizevac

Oramos por todos los Peregrinos que ya han venido a Medjugorje

1. Oración: María Reina de la Paz

2. Veni Creator Spiritus

3. Misterios Luminosos del Rosario

Textos para la Meditación
Jesús dijo a Sus discípulos: “El que quiera venir conmigo, que renuncie a sí mismo, que cargue con su cruz y me siga. Pues el que quiera salvar su vida, la perderá; pero el que pierda su vida por mí y por el Evangelio la salvará. ¿De qué le sirve a uno ganar el mundo entero, si pierde su vida?” (Marcos 8,34-36)

“Queridos hijos, hoy estoy feliz aún cuando en mi corazón haya un poco de tristeza por los que han iniciado este camino y luego lo han abandonado. Mi presencia aquí es, pues, para guiarlos en el nuevo camino, el Camino de Salvación. Por ello los invito día tras día a la conversión. Pero si no oran no pueden decir que se están convirtiendo. Rezo por ustedes e intercedo ante Dios para que haya paz, primero en sus corazones y después alrededor de ustedes. Que Dios sea su paz. Gracias por haber respondido a mi llamado” (Mensaje del 25 de Junio de 1992)

La oración cristiana es una relación de Alianza entre Dios y el hombre en Cristo. Es acción de Dios y del hombre; brota del Espíritu Santo y de nosotros, dirigida por completo al Padre, en unión con la voluntad humana del Hijo de Dios hecho hombre (CIC 2564)

4. Letanías de la Santísima Virgen

Oración conclusiva: Nuestras vidas, oh Señor, están en Tus manos. Sólo Tú sabes lo que necesitamos para ser salvados. Gracias por enseñárnoslo aquí en Medjugorje durante 20 años por medio de Tu Madre, quien vino a guiarnos por el camino de la salvación. Bendice y fortalece a todos aquellos que comenzaron a recorrer el camino de la conversión y la oración aquí en Medjugorje. Fortalece su fe, su esperanza y su caridad, y no permitas nunca que traicionen su alianza Contigo.

Amén.

Opcional

Himno Medjugorje