Reto de amor: mis zapatos coraza


Hola, buenos días, hoy Matilde nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

MIS ZAPATOS CORAZA

Los Reyes Magos, este año, nos echaron como regalo unos zapatos, igual a todas. La que los necesitaba y quería, los cogió. ¡Yo sí que tengo unos! Son de colegial: prácticos, resistentes, brillantes, ¡y de aspecto duro!… Yo pensé al verlos: “No sé si me haré a ellos, pues yo, con los pies tan delicaditos y blanditos que tengo, que en seguida acusan una rozadura o aspereza, y me hacen callos o heridas…” Pero, aun así, comencé a ponérmelos.

El primer día se doblaba la piel en el empeine y me dolía, de tal forma que solo los aguanté una hora. Traté de insistir y puse plantillas y unas medias más gordas. La sensación era que llevaba los pies en una coraza, ¡pero que no me herían, sino que me protegían!… ¡Y así los llevo todos los días!…

En algo tan sencillo, el Señor me hizo ver en la oración que mis pies eran como mi vida ante Él: a veces me da miedo que seguirLe… “me duela”. Y, en vez de poner lo primero el amor al Señor, pongo mis razones y temores… pues no quiero que nada roce mis deseos, mis gustos o intereses, y tengo la tentación de “escapar de los zapatos”…

Pero el Espíritu de Jesús vuelve a insistirme que nada tema, que deje proteger mi ser, tan frágil, por algo tan fuerte y duradero como es el Señor…

Además, el salmo 17 venía en mi ayuda: “Yo te amo, Jesús, porque Tú eres mi Fortaleza… Dios mío, Refugio mío, mi Escudo, mi Fuerza salvadora”… ¡Eso es! Cristo es mi Escudo, y mejor: Jesús es como una Coraza que se instala en mí contra las agresiones y ataques que puedan apartarme de Él… Todo lo que hace es por mi bien, puedo confiar en que, a cada instante, Él me está cuidando y protegiendo.

Ahora, a mis “Zapatos Coraza”, los miro con cariño porque en ellos estoy segura… ¡nada temo, porque camino con Jesús y Él siempre está de mi parte!

Hoy el reto del amor es dejarme proteger por Jesús, porque Él es el Escudo de mi vida y, con Él, nada puede hacerme daño…

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Anuncios

Reto de amor: quiero pero no puedo


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

QUIERO PERO NO PUEDO

Esta vez el catarro me ha ganado el pulso. El lunes tenía cosas que hacer; no solo tenía que hacerlas, ¡sino que tenía ganas de hacerlas!

Pero no llegué a hacerlas porque… ¡no podía! Las ganas tiraban para un lado y el cuerpo para otro. El peso de la debilidad es fuerte y, en lugar de asumirlo, ¡qué rebeldía me generaba! Y no es que no me cuiden, al contrario: “Coge calor, no te levantes, deja esto para la semana que viene, prueba tomando esto o lo otro…”; pero mi “querer” se enfadaba con el “no puedo”. Tomaba mil cosas para evitar el dolor de cabeza, de oídos… No podía permitirme estar mal.

Llegó un momento en el que me di cuenta de que tenía que parar, acoger la debilidad y dejar  de correr en otra dirección. Entonces todo cambió.

Cuántas circunstancias incontrolables nos debilitan: la enfermedad, las dificultades… Pensamos que servimos solo si nos apoyamos en aquello que nos hace “fuertes” y, sin embargo, cuando perdemos nuestras seguridades, Cristo, si le dejamos, se hace presente sin ningún tipo de barreras, pues nada podemos en nuestras fuerzas, pero Él nos regala Su Gracia, Su paz.

Una debilidad es cualquier limitación que vives y no tienes poder para cambiarla. No temas sentirte vulnerable. Si dejas al Señor actuar en ti, experimentarás Su fuerza, y brotará en ti una profunda Alegría estés como estés.

Hoy el reto del amor es no correr en otra dirección, sino dejarte cuidar en algún detalle. No tengas miedo a mostrarte vulnerable, descubrirás al Señor en los gestos de los que te rodean.

¡VIVE DE CRISTO!

Pd: I CONCURSO DE DIBUJO

¿Vas a hacer la Confirmación o la Primera Comunión a lo largo de este año? ¿Conoces a algún niño o joven que vaya a recibir estos sacramentos? ¿Estás pensando en tus niños de catequesis o incluso en tu hijo? Pues, entonces… ¡este concurso es para ti!

Tanto la Primera Comunión como la Confirmación son dos momentos muy importantes en nuestra vida de amistad con Cristo. Queremos invitar a los niños y jóvenes a profundizar un poco más en este regalo que Jesús les ofrece. Para ello, hemos organizado el Primer Concurso de Dibujo.

Aprovechamos para dar las gracias a todos los que están colaborando en este proyecto, y, si estás interesado en participar, ¡aquí encontrarás toda la información que necesitas!

https://www.dominicaslerma.es/index.php/vivedecristo/concurso-dibujo-2019.html

Oramos por cada uno de esos niños y jóvenes, ¡que cada día puedan conocer y amar más a Jesús!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: felicidades


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

FELICIDADES

Hoy es san Valentín. Seguramente, al leer esto, habrás pensado en el gran bombardeo que has tenido de consumismo… pero no voy por ahí.

Te quiero compartir que la fiesta de san Valentín es de origen cristiano. En este día recordamos a Valentín, un médico de Roma que se hizo sacerdote, y que se jugó la vida por los novios cristianos que querían casarse (el Emperador había prohibido el matrimonio).

En este día celebramos el amor, y nosotros, los cristianos, tenemos muchos motivos para estar de fiesta, ya que nuestra religión es la del amor.

Muchas veces en el locutorio me preguntan qué se puede hacer para que el mundo crea. Siempre contesto que el gran arma del cristiano es el amor. No es la palabra, las personas están cansadas de palabras, ya se sabe todo. Nuestra época es el momento del amor, de tener gestos pequeños de amor cada día, y esos gestos pequeños te llevarán a hacer uno grande. No esperes a que llegue un momento grande para actuar; empieza por los gestos sencillos llenos de amor.

En mi pobre experiencia te puedo decir que lo que me desarma es el amor. Yo tengo mucho genio y un pronto rápido. El otro día, en medio de ese pronto, una persona me dio un abrazo… y me desarmó. Te puedo decir que algo se rompió dentro de mí, las razones se fueron por los suelos y sentí que me levantaba para seguir amando.

Lo único que vino a darnos Jesús es su amor. No quiso darnos solo enseñanzas; nos da su vida, nos mostró cómo amar y ahora nos da fuerzas para ello.

Hoy estamos de fiesta en el Reto: ¡es nuestro día! Celebramos que la felicidad está en el Amor, que apostamos por no dejar de amar, a pesar de lo que nos ocurra; celebramos que una y otra vez apostamos por Cristo y por el Amor.

Hoy el reto del amor es desarmar a alguien con el amor. No te digo qué hacer, ora y, lo que Cristo te ponga en el corazón, hazlo.

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: ¿mancha permanente?


Hola, buenos días, hoy Israel nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

¿MANCHA PERMANENTE?

Hace unos días, estábamos en el recreo compartiendo con las hermanas. Sí, nosotras también tenemos recreos. Concretamente disfrutamos de dos al día: uno después de comer y otro después de cenar. Son ratos para “recrear” a las hermanas, para expandirnos y ponernos al día de todo.

Mientras compartíamos entre risas y alboroto (ese día estaba especialmente divertido), tenía un rotulador en la mano. Así, inconscientemente, jugaba con él, abría y cerraba la tapa, le daba vueltas… hasta que se me cayó la tapa al suelo y, en mi ademán de querer cogerla en el aire, atrapé la punta del rotulador con la palma de la mano.

Ahí estaban, dos puntos negros… ¡y encima era rotulador permanente!

-Bueno -pensé -menos mal que hasta el rotulador permanente con el tiempo se va.

Al día siguiente, cuando llegué al rato de oración de la mañana, mientras sacaba mis cuadernos, volví a ver los dos puntitos en mi mano. Y, recordando la noche anterior, el Señor me puso en el corazón una frase que me llenó de paz: “Ninguna mancha que tengas podrá ser permanente”.

¡Cómo me impresionó! Porque Él puso palabras a lo que tantas veces me ha regalado experimentar: que no hay nada en nosotros que nos pueda separar de su Amor. Y es que su Amor es lo único que es realmente permanente y eterno. Y tal es así, que Cristo ha quedado marcado para siempre en Sus manos y en Sus pies.

Todo lo nuestro, nuestros fallos, nuestras heridas, no son permanentes. Aunque a nuestros ojos puedan parecernos irremediables, no lo son. Nosotros tenemos la certeza de un perdón que Él nos da sin medida, que nos transforma interiormente y nos hace nuevos. Lo nuestro es acoger la salvación que Cristo nos regala y querer vivir de Él.

Hoy el reto del amor es no detenerte ni un minuto de tu día a mirar tus manchas. Hoy mantén tu mirada fija en Él, confía en su Amor permanente y eterno. En Él encontrarás la gracia para mirar a los demás bajo ese mismo prisma. ¡Apuesta por el Amor!

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/

¡Feliz día!

Reto de amor: bla, bla, bla, phone


Hola, buenos días, hoy Matilde nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

BLA, BLA, BLA PHONE

En estos días, una amiga, a la que conozco desde hace años, me llamó por teléfono. Solo nos comunicamos una vez por año, porque ella tiene la vida muy ocupada: su familia, sus hijos, trabajo, su grupo cristiano, salud, etc. etc.…

El caso es que estuvimos hablando más de 20 minutos y ella tenía muchas cosas que contarme sobre sus asuntos y vida. Yo escuchaba y preguntaba siguiendo el hilo de la conversación… Entre otras cosas me decía: “Me caí y me lesioné el brazo, total: tendinitis y bursitis”… Y pensé: “¡Igual que yo el otro día!”, pero no me dio ocasión de contárselo… ¡y así todo el rato: Bla, bla, bla phone…!

Cuando colgué, me di cuenta de que numerosas veces he hecho yo como esta amiga: dar mucha importancia a mis asuntos y sin que se me ocurriera preguntarle al otro por los suyos: su salud, su marido e hijos, o su trabajo y demás cosas… ¡Me vi reflejada!

Jesús siempre se preocupaba de la situación de los otros: si necesitaban ser curados, o escuchados, o acompañados, como con los discípulos de Emaús. Y siempre lo hacía con gran amor y olvido de sí mismo… Pero algunas veces, en que su corazón estaba oprimido y necesitaba compañía y consuelo, como en el Huerto de los Olivos, fue a sus discípulos para recibir apoyo y escucha ante su tristeza… y los halló dormidos. No estaban dispuestos a escuchar penas ajenas, aunque fueran las del Maestro, que nunca pedía nada y lo daba todo…

Lo que viví este día a través del teléfono, me ayudó mucho en la oración al meditarlo después con el Señor: “¿Soy yo como tú, Jesús? ¿Estoy dispuesta a negarme, hasta el extremo de olvidarme de mí y acoger con amor las necesidades y los sufrimientos de los demás?… Y cuando no atienden a ‘lo mío’, ¿me molesta o, al menos, lo echo de menos?”… “¿Me viene en seguida el ejemplo de Jesús y trato de descubrir en mí sus propios sentimientos o actitudes?”…

Hoy, el reto del amor es escuchar al otro, más que hablar de ti. Dale la oportunidad de sentirse amado por tu atención activa… Que seas hoy reflejo de Jesús con tu acogida buena y generosa…

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: agujero en el bolsillo


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

AGUJERO EN EL BOLSILLO

Desde hace un tiempo siento que pierdo todo.

El otro día fui a buscar la cruz que llevo en el bolsillo, la que agarro muchas veces a lo largo del día, y me di cuenta de que ya no estaba ahí. Al poco tiempo fui a coger el boli para escribir y tampoco le encontré en el bolsillo. Inmediatamente pensé que le habría sacado para apuntar algo, y no volví a guardarlo… Cuando bajé al coro, por más que rebusqué por el bolsillo, tampoco di con mi rosario.

Después de varios días desapareciéndome cosas, se me acabaron las excusas, y pensé que algo le pasaba a mi bolsillo. Lo miré atentamente y descubrí que tenía un agujero grandísimo. ¡Ahora entendía por qué todo me desaparecía! Y me dio la risa, porque me di cuenta de que mis cosas, ¡pueden estar por cualquier sitio del convento!

Todavía no se lo he dado a la costurera, pero ya lo he vaciado del todo. Cada vez que meto la mano, descubro que el agujero permanece y me da la risa, ¡porque puedo sacar el dedo!

Jugando con el bolsillo y el agujero, me di cuenta de que así ocurre muchas veces en nuestra vida: tenemos un agujero por donde perdemos a las personas, y nos damos cuenta de que las hemos perdido cuando no las encontramos donde las dejamos.

Y es que muchas veces no cuidamos el amor, lo damos por hecho. Damos por supuesto que amamos al marido, a los hijos, a los amigos, a la familia… Sabemos que los tenemos, es cierto que les queremos, pero no se lo manifestamos; ¡y ya no te cuento decirles que les quieres! Una pregunta: ¿cuándo fue la última vez que le dijiste a tu marido que le amas? ¿O a tus hijos? Más lejos quedan los amigos…

El amor lo damos por supuesto, como mi bolsillo. Yo sabía que tenía un bolsillo, pero lo que no sabía es que se desgasta, y que al final se hace un agujero por donde pierdo todo. Y así nos pasa con las personas: si no las cuidas, las pierdes.

Jesús siempre nos cuida con mimo, nunca da por supuesto Su amor; cada día se entrega en la Eucaristía, en la Palabra, con su presencia; cada día nos muestra concretamente cómo nos ama. En nosotros está el acoger Su amor y dejarLe entrar en nuestra vida. Y, desde este amor, amar a los que tenemos con nosotros.

Hoy el reto del amor es decirle a alguien importante para ti que le amas. No des por supuesto nada.

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: la alegría despierta alegría


Hola, buenos días, hoy Israel nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

LA ALEGRÍA DESPIERTA ALEGRÍA

Ayer, entre Joane y yo, nos pusimos codo con codo a ordenar unas celdas que tenemos en el Novi. Digamos que se habían ido convirtiendo en “el cajón desastre”, y era el momento de ponerse manos a la obra.

Nos lo pasamos en grande sacando esto y aquello, recordando algunos trabajos que habíamos hecho, riéndonos juntas…

Al final del día acabamos rendidas, pero increíblemente felices. Ahora, digamos, que… ¡aún queda trabajo! Ha quedado la galería patas arriba, llena de todo lo que hemos ido sacando, polvo en el aire… pero seguro que en el día de hoy lo terminamos.

Anoche, cuando llegué a la oración y le daba gracias al Señor por el día, me preguntaba porqué estaba tan feliz, si realmente me dolía todo el cuerpo… y es que recordé que en la mañana Él me había sugerido cómo vivir el día: “¡Hagas lo que hagas, ocúpate de hacerlo con alegría y apostando siempre por el Amor!”.

Y el Señor, cuando te invita a hacer algo, ya te está dando la Gracia para llevarlo a cabo.

Muchas veces nos planteamos el día tomando nota de todo lo que tenemos que sacar adelante, de que no se nos olvide este trabajo, y aquella cita… ¡Un cúmulo de cosas que llenan las horas de nuestro día!

Sin embargo, lo importante del día no es todo lo que tenemos que hacer, sino cómo lo hacemos. El trabajo, la casa, los hijos… Son muchas horas y muchos días de nuestra vida ocupados. Y esto te hace caer en la cuenta de qué importante es descubrir la felicidad en ello, en cada cosa que hacemos.

El Señor nos regala la vida, y cada mañana renueva su Amor por nosotros para que, desde Él, podamos vivir el día llenos de alegría.

Puede que un día llegues a cumplir todos tus propósitos para la jornada y, sin embargo, la insatisfacción no se calmaría. Es más importante estar alegre, ocuparse en hacer felices a los demás; sacar adelante tus responsabilidades, sí, pero sin olvidarte de lo único fundamental: hacerlo todo desde el amor.

Hoy el reto del amor es sonreír. Desde primera hora de la mañana acoge en tu interior el amor de Cristo, que te ama, que tiene pensados para ti unos caminos más altos que los tuyos. Y, desde la certeza de que Él va contigo, dibuja en tu rostro una sonrisa y comienza a transmitir la alegría que llevas dentro.

¡VIVE DE CRISTO!

Pd: ¡¡Comienza una nueva sección en nuestra página web!!

Hoy estrenamos “¿Sabías que…?”, un espacio en el que encontrarás artículos breves con los que podrás conocer de forma amena la Historia de nuestra Orden, curiosidades…

Además, cada artículo incluye un pequeño apartado, “Para orar”, con el que descubrirás que esas anécdotas del pasado, ¡también te hablan del Señor en el presente!

Lo encontrarás aquí:

“¿SABÍAS QUE…?”, nueva sección
https://dominicaslerma.es/index.php/vivedecristo/sabias-que.html

(Nota: los nuevos artículos se publicarán el día 8 de cada mes, en honor a santo Domingo, cuya fiesta celebramos el 8 de agosto).

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor:oración en acción


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

ORACIÓN EN ACCIÓN

Estos días estamos aprendiendo a pintar figuras con acrílicas, ¡estamos disfrutando mucho! Lo que más me está impresionando es que el aprendizaje no consiste únicamente en: coger el pincel, mezclar, pintar… Está yendo mucho más allá.

Lety, a medida que nos enseña, nos va transmitiendo todo lo que hay detrás del trabajo que tenemos entre manos. Pintando una figura, no solo se pinta, sino que también se transmite lo que se está viviendo por dentro en ese momento, jugando con las luces, con las sombras… ¿Qué queremos transmitir? ¡Es oración en acción!

Nos hablaba de cómo nuestra vida tiene que mostrar unidad. Vivir de Cristo, saberte amado por Él, no es un compartimento de tu día que transmites de palabra a los que te rodean. Sentirte amado por Cristo llena todos los rincones de tu día, hasta los más escondidos, y se manifiesta en tu paz, alegría, el trato con los demás… y en tu trabajo, en tu estudio.

Todo esto me ha servido para orar sobre lo que cada día tengo entre manos. Plantearme el día que empieza disfrutando y viviendo lo cotidiano. Con Cristo, todo cambia, y, aunque es probable que hoy no pintemos, hagamos lo que hagamos es momento de poner la “oración en acción”.

Que tu trabajo, tu estudio, sea esa “oración en acción”, ese dejar salir todo lo que tienes dentro: ese saberte amando por Jesús, la oración por los que se beneficiarán de tu trabajo… Que cada día se salga de la rutina porque lo vives con Amor renovado, de la mano del Señor.

Hoy el reto del amor es que tu trabajo sea oración en acción. Deja que salga lo que tienes dentro, que no sea estático: ora por las personas que aparecen en las listas que recibes, por las que comerán de tu comida, ayuda al compañero apurado, escucha al niño que se te acerca, ora ante una dificultad, cuida los detalles pequeños para que el trabajo esté bien hecho, saboreando cada instante, poniendo Amor en cada momento… Que este miércoles, con Cristo en tu trabajo, sea diferente.

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: el remolquillo


Hola, buenos días, hoy Matilde nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

EL REMOLQUILLO

Tenemos a Antonio que nos hace unos servicios insustituibles en el convento. Nos arregla lo que se estropea, ya sean las gomas de regar, un grifo, cosas sencillas de albañilería y, sobre todo, en el otoño, nos poda los árboles y los sanea, porque entiende mucho de esto… ¡y de todo! ¡Es de gran valor en el monasterio y además siempre está alegre y sonriendo!

Antonio tiene algo que me parece muy curioso: posee un “remolquillo”. En sí, es algo muy sencillo, como un cajón grande de láminas de metal, con cuatro ruedas pequeñas y un enganche para unirlo al coche… ¡Pero es su tesoro!

Cuando habla de su “remolquillo”, se le iluminan los ojos y lo hace con un cariño y una ternura que sorprende. Le sirve de mucho: allí carga los desechos de plástico, papeles, vidrio, aparatos estropeados (un microondas o lavadora) etc., etc… ¡y hasta un colchón viejo! Y, sobre todo, carga los troncos grandes que recoge en el río para partirlos después y usarlos para calentanos en la gloria.

Diréis: ¿y qué es eso de la gloria? Ya lo explicó, creo, Sión, en uno de sus retos: es un método de calentamiento del suelo de la habitación, que tiene una cámara debajo del mismo donde se quema leña, papeles, etc. Cuando Antonio trae los troncos en su remolquillo, se siente muy orgulloso y dice: “¡Solo he tenido que cargarlos…!”

Pero, en todo esto, me ha venido en la oración el que nosotros tenemos un “remolquillo”, que no se puede comparar al de Antonio: Jesús es nuestro “remolquillo sagrado y divino”… ¿No dijo Él: “Venid a mí, los que estáis cansados y agobiados y yo os aliviaré”? Pues Jesús carga sobre Sí todo aquello que la vida nos va echando: nuestras penas, agobios, pesos a veces insoportables, también nuestras alegrías y tristezas y nuestros deseos, puestos ante el Señor y que parece que no son escuchados… ¡y muchos son los deseos de Dios sobre mí y sobre los que amo!…

El corazón de Jesús es como un remolquillo en donde cabe todo lo mío, y queda transformado en amor, en alegría y sonrisa… ¡Al igual que el gozo de Antonio, con su trabajo y su remolquillo!

Jesús se ha hecho un hombre cualquiera, muy sencillo y asequible, al alcance de la vida y del corazón de todos nosotros, que tanto Le necesitamos en el día a día…

Hoy el reto del amor es tomar “mi remolquillo”, tomar a Jesús, y poner en Él todo lo que en este momento más me preocupa… Él me ama y lo transformará todo en más Amor para mí y en bendición para mis seres queridos…

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: subiendo de nivel


Hola, buenos días, hoy Sión nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

SUBIENDO DE NIVEL

Pues sí, ¡he ascendido! El otro día, ¡sor Puri comenzó a enseñarme a usar la máquina de coser!

El aparato en cuestión goza ya de muchos años. Tiene un pequeño motor, un enorme pedal de hierro y, para enhebrar el hilo, hay que hacer un recorrido que ni los israelitas por el desierto…

-Pisa suavemente el pedal -me indicó sor Puri.

Yo no sé qué sensación se tendrá al pilotar un coche de Fórmula 1… ¡¡pero yo me sentí con esa misma velocidad!! ¡Se me escapaba la tela!

-¡Mujer, más suave! -me animaba sor Puri.

-¿Estás segura de que esto no tiene marchas? Casi no le piso…

Mi primera “línea recta” resultó más parecida a un camino de cabras en la montaña.

-Tienes que acercar más las manos, sujetar la tela.

Me posicioné de nuevo.

-Bueno, tanto no -sonrió sor Puri- Si metes un dedo debajo de la aguja, te lo atravesará de parte a parte.

-¡Ay, lo que me faltaba! Resulta que coser es un deporte de riesgo…

Después de varios intentos y muchos sudores, la línea recta fue mejorando considerablemente. ¡Con lo fácil que parecía visto desde fuera!

Realmente, solo cuando nos acercamos a una realidad distinta a la nuestra, podemos conocerla de verdad. A distancia podemos juzgarla, valorarla, podemos imaginar cómo lo haríamos nosotros… pero no tiene nada que ver a estar sentado “frente a la máquina de coser”.

Por eso, es maravilloso darse cuenta de lo mucho que nos ama el Señor. Él no se contentó con vernos “a distancia”, desde su Cielo. Cristo, por puro amor, bajó a nuestro suelo, se sentó en “nuestra máquina”, y experimentó todo lo que tú experimentas. Y lo hizo para poder decirte “No sabes cuánto te entiendo”.

Cristo ha reído como tú y como yo, ha llorado, ha sufrido, ha esperado… Es maravilloso poder mostrarnos ante Él tal y como somos, ¡Él no va a asustarse! El Señor te comprende y Él te mostrará el camino a seguir; no como quien da consejos desde una nube… sino como quien ha pisado antes por ese mismo camino.

Hoy el reto del amor es que descubras una realidad distinta a la tuya. No hace falta que viajes lejos, ¡la tienes a tu lado! En tu oración, pregúntale al Señor quién necesita hoy de ti. Acércate a esa persona y siéntate en su “máquina de coser”: haz con ella alguna de sus tareas o comparte alguna actividad que le guste. Toca su realidad: descubrirás que el Señor te regala la oportunidad de conocerla y amarla mejor, ¡de subir tú también de nivel! ¡Feliz día!

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!