Reto de amor : lo fundamental nos hace felices


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

LO FUNDAMENTAL NOS HACE FELICES

Esta Cuaresma, la Comunidad decidió que había que dar una mano de pintura al locutorio de abajo, y así ha sido.

Por un lado, se han pintado paredes, vigas, bobedillas, tuberías… La verdad es que ha quedado impresionante, con una gran luz resplandeciente. Pero, además de pintar, también se aprovechó para hacer “arreglos”.

Una de las cosas que se repararon fueron ciertas grietas que tenía la pared y, sobre todo, una grieta enorme que había alrededor del marco de la reja. Había una buena separación, así que se rellenó y se pintó. ¡Ahora se ve todo perfecto!

Pero imagina nuestra sorpresa cuando, al ir a cerrar la reja… Oh, oh, ¡no cierra! ¿Qué ha pasado?

Fue imposible cerrarla, hubo que llamar para que nos la ajustaran y arreglaran.

Si mirabas el locutorio, todo estaba perfecto, pero, al querer cerrar, al llegar a lo fundamental, descubrimos que no podíamos.

Seguro que ya estás planeando tus vacaciones de Semana Santa. Quizá tengas reservado un hotel, o una casita rural, o pienses ir a la casa del pueblo. Seguro que ya tienes planificadas las rutas turísticas que visitarás, los lugares… en definitiva, ya sabes cómo quieres vivir estos días de vacaciones. Todo está perfecto, pero, ¿has planificado en estos días unos ratos con el Señor?

Él es el Protagonista de tus vacaciones. En estos días, Cristo te va entregar de una manera condensada todo Su amor, podrás acercarte a Su corazón para descubrir cómo el te ama.

Quizás te pase como a nosotras: todo el locutorio está perfecto, pero la reja no cierra. Quizás ya todo está planeado para estos días, pero no dejes fuera lo que es fundamental.

Si el Señor está estos días en tus vacaciones, te aseguro que el Lunes de Pascua todo será nuevo y con vida, porque en tu vida has dejado a Dios ser Dios.

Hoy el reto del amor es mirar tu planificación de vacaciones y meter a Cristo en ella, de forma que puedas asistir a la iglesia y dejarte sorprender por el amor del Señor. Vive con Cristo estos días.

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Anuncios

Reto de amor: salsa brava


Hola, buenos días, hoy Israel nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

SALSA BRAVA

Como ya venimos compartiendo, durante el Adviento y la Cuaresma los alimentos se moderan un poco; por ejemplo, no comemos carne y todas las noches cenamos patatas (salvo los domingos).

Y la realidad es que… ¿a quién no le gustan las patatas? Lo que sucede es que, una semana, dos, tres… Te puedes imaginar que, ya al comienzo de la quinta semana de Cuaresma, las patatas… ¡nos salen por las orejas!

Sin embargo, Angelines, una señora del pueblo que comparte numerosos rezos del día con nosotras y que nos quiere mucho, de vez en cuando nos hace unas patatas bravas y, para acompañarlas, trae su salsa brava y su alioli, especialidad del bar que tenía en sus tiempos jóvenes.

No solo están buenísimas sino que, además, la cantidad de salsa que trae es muy generosa.

Así que a una hermana se le ocurrió que por qué no pasar por las noches las salsas junto con las patatas que tocasen. Hicieron la prueba con las patatas cocidas una noche… ¡Increíble! No sobraron patatas.

Y es que es cierto: las salsas le dan un toque de sabor, de alegría, que le quita la pesadez de los 30 días que llevamos de patatas. Siguen siendo patatas, pero ya están transformadas, la cosa cambia.

Del mismo modo es Cristo y su Amor cuando los acogemos en nuestra vida. La vida es bonita en sí, pero, cuando te dejas alcanzar por Él, todo se vuelve de color, tu ojos se llenan de luz, tu vida se ve plena en su Amor, y comienzas a sentir la necesidad de compartirlo con los demás.

Cristo es lo que necesita nuestra vida y, sin Él, todo se va volviendo rutinario, cansado… y es que su deseo es hacerte feliz cada instante de tu vida, darte la alegría que necesitas, darte la paz que te estabiliza, darte el Amor para compartirlo, y la sencillez para disfrutar de cada momento…

Él es la única salsa que no cansa, ni repite, ni se acaba. Su Amor por ti durará siempre.

Hoy el reto del amor es dar un poco de tu salsa a los de tu casa. Hoy es domingo, el día perfecto para dedicar con amor todo tu tiempo y todo tu espacio a los que viven contigo, a los cercanos, a los que sabes que más lo están necesitando. Transmíteles alegría, vida, esa que Cristo vierte en ti y te hace ser feliz.

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: desde el tejado


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

DESDE EL TEJADO

Estábamos trabajando cuando, de repente, empezó a caer una buena tromba de agua. Al escuchar el sonido de la lluvia, levanté la cabeza y vi que se entremezclaba con un sol radiante. “¡Seguro que aparece el arcoíris!”, pensé.

Corriendo para no perderme el momento, cogí la cámara. Salí a la huerta y, efectivamente, al fondo se veía el arcoíris con todos sus colores… pero la perspectiva no era buena, pues los árboles no me dejaban verlo bien. Así que subí por los desvanes, abrí la trampilla que lleva a los tejados y trepé hasta lo más alto (bueno, hasta donde la seguridad me lo permitía).

Me quedé admirada. El arcoíris ya estaba desapareciendo, pero estuve un rato más contemplando el panorama desde arriba. Veía la huerta en su conjunto, con sus caminos, eras y tramos de verde; la carretera a lo lejos y los coches yendo a su destino; el campanario estaba más cerca; el cielo, también…

En el tiempo que estuve en el tejado, lo cercano se volvía lejano; y lo lejano, cercano. La perspectiva cambiaba totalmente. Las cosas cambian según la perspectiva desde la que las miramos.

La perspectiva puede hacer que veas los problemas más grandes, o que veas oportunidades infinitas. Y la perspectiva cambia cuando subes “al tejado”, cuando te permites mirar más allá de los obstáculos que no te dejan ver el arcoíris.

La oración es ese “subir al tejado”, es sentarte con Cristo, contemplar desde arriba la huerta en la que vives, esos caminos que la atraviesan en los que tienes que tomar decisiones, los árboles que no te dejan ver o los que te hacen más amable el camino. En las campanas descubrirás la voz del Señor, que te mostrará hacia dónde caminar y el Cielo al que siempre debes mirar.

Hoy el reto del amor es que pares un rato a orar, que mires tu situación de la mano de Cristo, “desde el tejado”. Busca una iglesia y siéntate el tiempo que necesites. En Cristo encontrarás la fuerza y la luz que necesitas en este momento. Cambia de perspectiva.

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: luz en el tiesto


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

LUZ EN EL TIESTO

Iba andando por el claustro, ya estaba anocheciendo. De pronto, al fondo, vi una pequeña luz que salía de un tiesto. Me acerqué y encontré un tulipán de plástico. En el centro tenía una pequeña placa solar, que, durante el día, había cargado una batería, que ahora alimentaba su pequeña bombilla. El tulipán lucía con intensidad. Todo estaba oscuro, pero el tiesto donde estaba clavado tenía luz, se veía perfectamente.

Me quedé mirando el tulipán y pensé: “Cuántas veces vivimos lamentándonos por lo que no tenemos, por lo que nos falta, por no saber, no llegar… y, en cambio, Cristo te da siempre luz para tu vida, para tu tiesto”.

Es verdad que a veces las situaciones que nos rodean no son buenas, son de sufrimiento, de impotencia… y lo que solemos hacer es rendirnos. Pero no, lo importante no es que todo esté iluminado; lo importante es que tú puedas aportar un poco de luz.

No quieras que todo sea favorable para ser feliz, no quieras todo perfecto, pues eso nunca llegará. Jesús te enseña a vivir feliz en medio del sufrimiento, a descubrir y vivir desde la muerte y resurrección del Señor. Cristo te da luz para el paso siguiente; es verdad que nos gustaría que iluminase todo el camino, pero para andar es suficiente ver el siguiente paso. Él quiere hacer, en tu vida, maravillas.

En tu vida todo está bien. No te pases el día viviendo “desde el no”, desde lo que no tienes. Alza los ojos y mira al cielo, vive desde el sí, desde la luz que tienes, desde la vida que te rodea. Descubre a Cristo en tu caminar. No pienses que estás solo, porque no es verdad: a nuestro Dios le importas, y mucho, te ha dado a su Hijo para que, con su vida, muerte y resurrección, tengas vida.

Hoy el reto del amor es buscar lo bueno que tienes en tu vida y no detenerte en lo malo. Tómate un café con una persona y transmítele la luz que tienes, transmítele a Cristo.

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: ¿y si hago el ridículo?


Hola, buenos días, hoy Israel nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

¿Y SI HAGO EL RIDÍCULO?

Desde hace algunas semanas estoy echando una mano a las cantoras. Bueno, podríamos decir que, más bien, ¡les estoy echando una voz!

Aparentemente, lo que tengo que hacer es una cosa sencilla: entonar; esto es, cantar la primera frase de los salmos o de los himnos… y la verdad es que me están ayudando mucho para que aprenda.

Pero he de reconocer que una cosa son los ensayos, y otra cuando llega el momento… Hay un ingrediente con el que no contaba: los nervios.

Como cuando estás a punto de hacer una entrevista de trabajo y de pronto crees que te has quedado en blanco y te sientes ridículo, o cuando tienes que hablar en una reunión o dar una conferencia, ¿a quién no le asaltan los nervios? Solo que a unos se nos notan más; y a otros, menos.

Cuando me toca cantar, de pronto me tiemblan las manos y las piernas, parece que todo me da vueltas y hasta la garganta se me seca por completo…

Durante las Vísperas de ayer, el Señor me fue regalando relajarme poco a poco al hacerme ver que, en realidad, los nervios son fruto del querer hacerlo perfecto, del no darme la oportunidad de equivocarme… ¡y yo que creía que no era muy perfeccionista! Los nervios me delataron.

Pero, con ese diálogo, Él me fue llenando de paz al poder entregarle ese miedo, ese miedo a equivocarme delante de todos, ese miedo que te hace creer que vas a hacer el ridículo…

Ahora no es que no me asalte ese miedo, pero ya le pertenece a Cristo y, con Él, puedo reírme de mí misma y de mi diálogo interno: “Si te equivocas vas a hacer el ridículo”. “¿Ah, sí? Bueno, ¿y qué?”

Y es que el Señor no nos pide una vida sin fallos, ni una vida sin miedos ni caídas… no nos lo pide, porque sabe que sería imposible. Lo que sí desea es que todo eso lo vivamos con Él, hasta el punto de que, de Su mano, perdamos el miedo incluso a que se rompa nuestra propia imagen, incluso a hacer el ridículo que, si es con Cristo, será un ridículo ungido, capaz hasta de tocar el corazón de los demás.

Hoy el reto del amor es perder el miedo al ridículo. Hoy dale la mano a Cristo y emprende el día con Él. Que ningún miedo te paralice, sino que te lleve a mirar a Cristo y a servirle con entusiasmo redoblado, hasta por encima de tu propia imagen.  

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: renovar el amor cada día


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

RENOVAR EL AMOR CADA DÍA

Desde el jueves pasado, la Comunidad ha estado un poco mermada. El motivo ha sido que tres hermanas han tenido que ir a la Asamblea Federal. Fue un encuentro numeroso, pues acuden hermanas en representación de cada monasterio de nuestra Federación.

En una Comunidad de 15 no debería notarse apenas, pero a esto se sumó alguna baja por gripe, un buen constipado. Y hay que restar también otras dos; es decir, las parejas que, por turnos, nos encargamos de la cocina.

En el coro, para rezar, tuvimos que suplir a las que no estaban, intentando malamente aprender la parte que a ellas les tocaba; en las comidas, no nos llegaban las monjas para hacer todas las tareas; en el trabajo, en los recreos… los huecos vacíos se hacían notar.

Como no es normal que falten hermanas, me daba cuenta de cuántas veces damos por hecho el Amor: al notar la ausencia de estas hermanas y sentir su hueco vacío, pude reparar en ello.

Tú también, cada día, estás rodeado de personas con las que convives estrechamente en casa, en el trabajo o fuera de él. Personas que el Señor ha puesto a tu lado no por casualidad.

Cada mañana Jesús renueva Su Amor con cada uno de nosotros. Hace que cada día sea diferente cuidando de pequeños detalles, sosteniéndonos, caminando a nuestro lado.

Hoy el reto del amor es que repares en esa persona que siempre está a tu lado, en lo más cotidiano, y le digas que le quieres, o dale las gracias por estar ahí. Renueva el Amor con el Señor y con los que te rodean, que no nos acostumbremos a su presencia.

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: el que avisa no es traidor


Hola, buenos días, hoy Sión nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

EL QUE AVISA NO ES TRAIDOR

Jubi vino en un estado de alteración máxima. El lomo erizado, las orejas haca atrás, y unos ladridos como para desgañitarse. Es su elocuente forma de decir: “¡¡Ven corriendo!! ¡¡Tenemos intrusos en casa!!”. Cuando se pone así… a mí me da la risa. ¿Qué sería esta vez? ¿Un ratoncito? ¿Una lagartija?

Nuestra beagle me llevó a toda prisa a los sótanos y se lanzó a la habitación de la madera. Esta habitación está llena hasta el techo de vigas viejas, troncos… que sirven para encender la gloria.

Jubi se encaramó por la montaña de vigas sin dejar de ladrar. A mí dejó de hacerme gracia el asunto.

-Baja ahora mismo, que te vas a caer.

Por supuesto… no me hizo ni caso y siguió escalando.

-¡Jubi, que te caes…!

Nuestra beagle continuó su ascenso; y mi frase, su evolución natural:

-¡¡¡Como te caigas, yo no quiero saber nada!!!

¿Qué ocurrió? Que pisó mal. Se le enganchó la pata entre dos tablas y, al removerse, parte de la montaña se tambaleó, amenazando con sepultarla.

A mí me gusta ser una mujer de palabra, pero… ¿qué iba a hacer? A toda prisa trepé por las maderas, sujeté las tablas con una mano, mientras enganchaba a Jubi con la otra. Ella se abrazó a mi cuello con todas sus fuerzas.

-Sí, claro -refunfuñé mientras intentaba bajar-. Ahora nos mataremos las dos… ¿Satisfecha?

Gracias a Dios, llegué al suelo de una pieza y con perro incluido. La expedición quedó suspendida hasta nuevo aviso…

Ya en la oración me di cuenta de que ¡esto es exactamente lo que nos pasa a nosotros!

El Señor nos ha dado una serie de consejos, reglas de vida. Son como las señales de tráfico: buscan nuestro bien, proteger nuestro corazón. Pero la tentación aparece siempre como una propuesta estupenda, una oferta de libertad.

Jubi estaba segura de que debía seguir sus propios criterios, porque ella olía al intruso. La verdad es que la entiendo: ¡cuántas veces mis ideas me parecen la verdad absoluta!

Y, sin embargo, cuando “se nos engancha la pata”, nos damos cuenta del lío en el que estamos. ¡Pero justo eso es lo que me quería mostrar el Señor!

Tal vez creemos que, al fallar, Cristo se aleja de nosotros… ¡pero no es cierto! ¡Salta en nuestro auxilio! Si yo no fui capaz de dejar tirada a nuestra mascota a pesar de todas las advertencias, ¿cómo va a abandonarnos Él, que es el Amor en persona? Corre a tendernos una mano, esperando que nos enganchemos a Él ¡y le dejemos salvarnos!

Hoy el reto del amor es aprovechar tus meteduras de pata para mirar al Señor. Hazte consciente de que Cristo permanece a tu lado con infinito cariño, tendiéndote la mano y susurrándote: “¿Arreglamos esto juntos?”. ¡Feliz día!

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor : el arte de los cables


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

EL ARTE DE LOS CABLES

Estos días hemos estado montando cables por el monasterio, ¡parecía interminable con estas distancias!

Ayer me tocó crimpar cables de red. No te puedes imaginar: el cable gris que ves en tu casa, por dentro lleva ocho cables, unidos de dos en dos. Estos cables hay que separarlos, ponerlos en orden según su color y meterlos en una tenaza crimpadora. Una vez colocados, se aprieta y listo.

En teoría puede sonar más o menos sencillo, pero de fácil no tiene nada. Tienes que tener alineados todos los cables, igualados, y meterlos a la vez; solo así cada cable se coloca en su sitio. Si algo de esto falla, los cables no entran o falla la señal, y otra vez a empezar.

Según lo estaba haciendo me daba cuenta de que uno de los grandes regalos que nos da el Señor es el gozo y la paz… ¡y qué mal se vive cuando no los tienes!: tomas decisiones precipitadas, malas contestaciones… sientes que no vives.

En realidad lo que nos pasa es que se nos desordenan los cables y, por más que intentamos que funcione, no pasa la corriente. A veces no ponemos cada cosa en su sitio y damos demasiada importancia algo que en realidad no la tiene, o, al menos, no tendría que tener tanta. Tenemos los cables en el lugar equivocado.

Pero Jesús, al resucitar, lo que nos dice es: “Paz a vosotros”, y siempre con un gozo increíble. Por ello, el perder la paz es síntoma de que algún cable se te ha soltado.

¿Sabes qué me ha pasado cuando he acabado de montar todos los cables? Que me han mandado comprobarlos y resulta que dos tramos estaban mal. Así pues, cogí la tijera corte y ¡a volver a hacerlo!

Esto es lo que Jesús hace con nuestra vida: nos ama con locura, muere y resucita por ti y por mí, para que en Él encontremos la vida. A Cristo no le importan las veces que los cables se desordenen, solo quiere que vuelvas a ponerlos en Sus manos y le dejes a Él ser fuerte en ti. A ti lo que te toca es no dejar de amar.

Hoy el reto del amor es mirar si tu corazón tiene gozo y paz. Si los tienes, dale gracias al Señor por ello; y, si no, pídele Luz para saber qué te pasa. Una vez lo sepas, ¡ponte a ordenar los cables! Sí, haz esa llamada que tienes pendiente a esa persona que un día te quitó la paz. Apuesta por el Amor antes de que sea demasiado tarde. Pide perdón.

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: en sus manos


Hola, buenos días, hoy Matilde nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

EN SUS MANOS

En estos días de Cuaresma, la Madre Priora nos invitó, una tarde por semana, a compartir, entre todas, el Evangelio del domingo de Cuaresma o la lectura bíblica que más nos haya ayudado o que nos haya dejado un mensaje especial para nuestra vida.

Llevamos haciéndolo ya tres semanas, y yo noto que, cuando salgo de la reunión, mi espíritu está alegre, porque lo que dice y descubre cada una, de lo mejor que tiene y el Señor le ha dicho, me hace saltar de gozo en mi espíritu…

¡Hay que ver qué grandes cosas dicen las hermanas! ¡Cómo se ve la obra que Dios va haciendo en sus corazones! Y es que Jesús nos dijo que: “Cuando dos o tres se reúnen en su Nombre, allí está Él, en medio de nosotros”. Y es verdad que habla dentro, cuando escuchamos atentamente, haciendo silencio en los deseos, pensamientos o sentimientos…

La semana pasada comentábamos “la parábola de la higuera estéril”. Todas de acuerdo en que se nos hablaba de dar fruto por “la conversión”…

Y una hermana compartía que tiene un rosalito en la ventana, y le quería, y cuidaba, y protegía para que diera rosas… Pero tanto le mimó que se le ocurrió, en invierno, taparle con un plástico, para que no sufriera las heladas, pero se le arrugaron las hojas… Tampoco quería que pasara sed, y le aguachinó… Y le abonó en exceso, para que no tuviera “hambre”… Total, que su superprotección debilitó al pobre rosal, que no supo enfrentarse con las dificultades del clima: le ahogó en agua y le quemó con el abono… La conclusión que sacaba era que en todo hay que tener “la justa medida”: ni exceso, ni defecto…

Lo mismo en la conversión: ni cosas raras, ni indolencia y pereza… Al fin y al cabo, la obra de convertirnos es de Dios y no tengo que coger el tema con “ansiedad”, sino serenamente y con paz, eso sí, con gran confianza en Jesús, porque Él hará… ¡y lo hará muy bien, para que en la Pascua, florezcamos en la alegría de la Resurrección de Jesucristo!…

Hoy el reto del amor es desear y pedir a Jesús la conversión a Él, con mucha paz y con abandono en Sus manos.

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: otra manera de decir te quiero


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

OTRA MANERA DE DECIR “TE QUIERO”

Ayer por la noche me ocurrió algo muy sencillo pero que me impactó mucho. Una de las hermanas mayores se acercó a pedirme perdón porque consideró que en algo no nos había dado buen ejemplo. No soy consciente de lo que hizo, pero esa petición de perdón me impactó, pues es hilar muy fino.

Ante sus palabras, sentí que se preocupaba por mí, que buscaba mi bien, que me quería.

Pedir perdón esconde un gran significado, pero a veces lo equiparamos con debilidad y, cuando nos equivocamos, tememos pronunciarlo. Muchas veces, una buena acción hacia la otra persona intentamos que supla al “perdón” que no nos atrevemos a pronunciar.

Pedir perdón en los pequeños detalles está a la altura de un “te quiero,” de un “me importas”. Cuántas cosas pequeñas ocurren a lo largo del día en las que cabe pedir perdón: “perdona por no haberte escuchado con atención”, “perdona por que se me ha olvidado lo que me pediste”, “perdona por haber gritado, pues tengo unos días difíciles”….

Jesús, a lo largo de su vida, nos habló de la importancia del perdón, de la fuerza que tiene para restaurar y afianzar la comunión entre las personas.

Hoy el reto del amor es que pidas perdón sin miedo. Di “te quiero” o “me importas” usando la palabra “perdón”.

¡VIVE DE CRISTO!

https://www.instagram.com/noviciado_dominicas_lerma/

https://www.facebook.com/Noviciado-Dominicas-Lerma-244473686123476/

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!