Reto de amor: fotocopias destrozadas


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

FOTOCOPIAS DESTROZADAS

La Liturgia en nuestro monasterio es cantada, y siempre se comienza con un libro que tiene los himnos. Como algunos no salen, lo completamos con fotocopias que metemos en el mismo libro. Hasta ahí todo bien…

Pero resulta que a mi libro se le destrozaron “un poco” las puntas y, como no son libros de texto, que se renueven cada año, sino que son casi perpetuos y con posibilidad de ser heredados, me lo arreglaron guillotinando esa parte para que pareciese nuevo. Pero, claro, se quedó más pequeño que el tamaño de las fotocopias: se me salían por todos los bordes, se iban rasgando por un lado, por otro…

Cada vez que tocaba un himno de los de las fotocopias, como me daba vergüenza, hacía que me lo sabía moviendo la boca junto al resto de voces, o fingía que se me había olvidado coger el libro. Todo con tal de no sacar la fotocopia agujereada y destartalada.

Ayer se me acercó una hermana que debía de llevar tiempo observándome. Me pidió el libro para meterme fotocopias nuevas. Corrí a mi sitio para sacar las destartaladas, muerta de vergüenza, pero ya tenía su cabeza sobre mi hombro y no pude hacer nada, pues me dijo:

-Así, déjalo así, que a mí no me importa.

Se lo di y me quedé impresionada. Nos pasamos la vida ocultando nuestras hojas arrugadas ante los hermanos: intentamos que se nos vea siempre bien, con porte… y resulta que estamos evitando que nos vean todos los desperfectos.

Sentimos que mostrar nuestra pobreza nos deja vulnerables y, sin embargo, es donde nos encontramos con los hermanos, ¡pues todos la tenemos! Cuando vivimos de la perfección, es como si continuamente nos pusiésemos un yugo innecesario, y no dejamos al hermano que sea hermano.

Es verdad que Jesús nos pide ser perfectos, pero… no nos quedemos sólo en esta palabra, pues puede ser mal entendida. Ser perfectos… ¡en el amor! Ésa es la única perfección que nos pide. De lo contrario, no Le necesitaríamos a Él.

Hoy el reto del amor es que te relajes. Muestra tu debilidad a esa persona, eso que lleva tiempo mordiéndote, pídele perdón por ese momento en que no le viste, pídele ayuda en esa necesidad, llora si necesitas… lo que sea, pero vive sin máscaras. No tengas miedo a que vean tus papeles destartalados.

¡VIVE DE CRISTO!

http://dominicaslerma.es/

¡Feliz día!

Anuncios

Reto de amor:coincidencia dotada de sentido


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

COINCIDENCIA DOTADA DE SENTIDO…

¿Sabías que desde 1945 no habían coincidido San Valentín y el Miércoles de Ceniza? A muchos de los que celebran ambos acontecimientos se les habrá planteado una encrucijada: la cena romántica, la merienda especial… y el ayuno y la abstinencia que nos pide la Iglesia para este día. ¡Menudo aprieto! ¿Qué camino coger?

San Valentín era sacerdote en Roma en el siglo III, cuando el gobernador prohibió la celebración de matrimonios entre los jóvenes.

Valentín consideró que el decreto era injusto y desafió al emperador celebrando en secreto matrimonios para jóvenes enamorados. Finalmente fue encarcelado y murió dando la vida por Cristo.

San Valentín apostó por el Amor y hoy comienza la Cuaresma. Ayer, orando sobre esto, caí en la cuenta de que es una coincidencia… dotada de sentido: un camino que culmina en la muestra de Amor más grande.

La Cuaresma es tiempo de “enamorar el corazón”, es tiempo de prepararnos para acoger profundamente a todo un Dios que se hace hombre como tú y como yo, que muere y resucita por nosotros, por tus miedos, por tus incapacidades, por tu debilidad… Es momento, como san Valentín, de desafiar al mundo apostando por el amor verdadero, por el Amor que se renueva cada día.

Hoy comienza este tiempo de enamorar el corazón, y lo empezamos siendo conscientes de nuestra debilidad y de la necesidad que tenemos de sabernos amados y abrazados en ella. Y es recibiendo de Cristo ese amor cuando nosotros adquirimos la capacidad de amar como Él ama.

Hoy el reto del amor es que cojas el camino del Amor, que optes por Cristo y, desde Él, por los hermanos. Acércate a una iglesia a que te impongan la ceniza y ábrele tu corazón a Jesús. Háblale de tus pobrezas, de tus debilidades… y, cuando te pongan la ceniza, dile que sólo Él es capaz de dar sentido a todo. Que en estos días que nos regala la Iglesia, el Señor nos dé la Gracia de enamorarnos más y más de Él.

¡VIVE DE CRISTO!

http://dominicaslerma.es/

¡Feliz día!

Reto de amor: monja-gato-pájaro


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

MONJA-GATO-PÁJARO

Jubi es una perrita que tiene unas circunstancias peculiares: vive en un convento de clausura. Por lo tanto, se rodea de monjas, pájaros y el gato.

Cuando alguien la saca a pasear a la calle, mira a los perros con los que se cruza como a seres extraños que nada tienen que ver con ella y, si se le acerca alguno, por muy pequeño que sea, huye atemorizada.

Nos sigue por la huerta y, cuando vamos a entrar al monasterio, hace fila para entrar por la puerta como si de una más se tratase, ¡se cree monja!

El otro día, a las 11 de la noche estaba en uno de los claustros ladrando porque no podía salir. ¿Qué cómo entró? ¡Creyéndose gato! Saltó (bueno, más bien se tiró) desde la ventana que usa Maripo, pero, claro, luego no podía trepar para salir… ¡porque es perro, aunque también se identifique con el gato!

Y en la huerta corre detrás de las palomas dando brincos, como si, a fuerza de saltar, fuese a conseguir volar como ellas… ¡también se cree paloma!

Cuando somos pequeños, las circunstancias que nos rodean van influyendo en nuestra forma de ser: si nos han ridiculizado en algún momento, si nos han marcado un listón de perfección o nos han etiquetado de alguna manera (“bueno”, “trasto”, “tímido”)… Nos convertimos en aquello que lo que nos rodea va haciendo de nosotros y, como Jubi, intentamos volar, trepar, ir a rezar al coro… y no estamos preparados para ello, nuestro ser no se configura con aquello que estamos viviendo.

¿Y tú? ¿Quién eres? ¿Quién intentas ser?

Hoy Jesús te tiende la mano para que seas tú mismo, para que no te dejes llevar por las circunstancias ni por las personas que te rodean. Jesús siempre quiere que seamos nosotros mismos, quiere que seas la persona que Él ha creado. El te ama, ha dado toda su vida por ti, ha muerto y resucitado para que tú tengas vida, para que seas feliz, para que seas tú mismo… para que encuentres la felicidad.

Hoy el Reto del Amor es que en una situación seas tú mismo; déjate llevar por ese impulso que Jesús pone en tu corazón, y ama, sonríe o perdona… No quieras hacer ni de paloma, ni de gato, ni de monja. Hoy sé hijo amado de Dios.

¡VIVE DE CRISTO!

http://dominicaslerma.es/

¡Feliz día!

Reto de amor: monja-gato-pájaro


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

MONJA-GATO-PÁJARO

Jubi es una perrita que tiene unas circunstancias peculiares: vive en un convento de clausura. Por lo tanto, se rodea de monjas, pájaros y el gato.

Cuando alguien la saca a pasear a la calle, mira a los perros con los que se cruza como a seres extraños que nada tienen que ver con ella y, si se le acerca alguno, por muy pequeño que sea, huye atemorizada.

Nos sigue por la huerta y, cuando vamos a entrar al monasterio, hace fila para entrar por la puerta como si de una más se tratase, ¡se cree monja!

El otro día, a las 11 de la noche estaba en uno de los claustros ladrando porque no podía salir. ¿Qué cómo entró? ¡Creyéndose gato! Saltó (bueno, más bien se tiró) desde la ventana que usa Maripo, pero, claro, luego no podía trepar para salir… ¡porque es perro, aunque también se identifique con el gato!

Y en la huerta corre detrás de las palomas dando brincos, como si, a fuerza de saltar, fuese a conseguir volar como ellas… ¡también se cree paloma!

Cuando somos pequeños, las circunstancias que nos rodean van influyendo en nuestra forma de ser: si nos han ridiculizado en algún momento, si nos han marcado un listón de perfección o nos han etiquetado de alguna manera (“bueno”, “trasto”, “tímido”)… Nos convertimos en aquello que lo que nos rodea va haciendo de nosotros y, como Jubi, intentamos volar, trepar, ir a rezar al coro… y no estamos preparados para ello, nuestro ser no se configura con aquello que estamos viviendo.

¿Y tú? ¿Quién eres? ¿Quién intentas ser?

Hoy Jesús te tiende la mano para que seas tú mismo, para que no te dejes llevar por las circunstancias ni por las personas que te rodean. Jesús siempre quiere que seamos nosotros mismos, quiere que seas la persona que Él ha creado. El te ama, ha dado toda su vida por ti, ha muerto y resucitado para que tú tengas vida, para que seas feliz, para que seas tú mismo… para que encuentres la felicidad.

Hoy el Reto del Amor es que en una situación seas tú mismo; déjate llevar por ese impulso que Jesús pone en tu corazón, y ama, sonríe o perdona… No quieras hacer ni de paloma, ni de gato, ni de monja. Hoy sé hijo amado de Dios.

¡VIVE DE CRISTO!

http://dominicaslerma.es/

¡Feliz día!

Reto de amor: arroz con leche


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.                              

ARROZ CON LECHE

El otro día, por el cumpleaños de sor Carmen, pusieron de postre arroz con leche. Y… ¡me encanta! Cuando pasaban la bandeja con las tazas ya servidas, eché el ojo a una que estaba bien cargadita y… ¡a por ella fui! ¡Menudo atracón me iba a dar!

Cogí la cuchara, la metí en el recipiente y… ¿a que no sabes qué salió? ¡Una gran cáscara de limón! Es un ingrediente indispensable y a alguien le tenía que tocar…

La saqué, y la gran taza de arroz con leche quedó mediada. Volví a introducir la cuchara, pero de nuevo se encontró con algo: ¡era una hermosa rama de canela! Claro, a alguien le tenía que tocar… Total que, con semejantes inquilinos, te puedes imaginar cuánto arroz quedaba en la “taza rebosante”.

Muchas veces vemos aquello que está por venir como esa taza llena de arroz con leche: que llegue el fin de semana, el viaje esperado, las vacaciones, que termine la situación por la que estoy pasando… Y cuántas veces te quedas con la sensación de que no todo es arroz con leche, que siempre hay algún tropiezo inesperado con el que se encuentra la cucharilla.

Y es que nuestro corazón no se sacia con “momentos de felicidad”; nuestro corazón es un buscador incansable de la Felicidad. Es verdad que muchas situaciones reflejan esa felicidad, y, de hecho, son las que buscamos. Intentamos evitar cualquier tipo de dolor, de sufrimiento, pues llevamos inscrita en el corazón la Felicidad con mayúscula.

Cristo se ha hecho hombre, ha muerto y ha resucitado por todos esos trozos de limón y ramas de canela que encuentras en tu taza de arroz con leche. De Su mano, podrás amarla así, entera y con tropiezos de relleno. Pues el sufrimiento, las dificultades, nos acompañan siempre; por lo tanto, nuestra vida no puede alcanzar plenitud viviendo de “momentos de felicidad”.

Nuestra vida es plena en la medida en que nos colgamos de Cristo, que nos dejamos caer en Sus manos como niños pequeños. ¿Quieres ser Feliz con mayúscula? Cuélgate de Cristo, y, aunque haya momentos en que sientas no tocar el suelo, sentirás Sus brazos firmes y seguros que te sujetarán. Limón, canela, piedras… estarán, pero no impedirán que tu Felicidad sea plena, independientemente de todo lo que estés viviendo.

Hoy el reto del amor es que te cuelgues de Cristo y ames tu taza de arroz con leche como esté. No esperes a que esa dificultad pase para ser Feliz. Hoy para, ve a una iglesia, delante de un Sagrario, y cuélgate de Cristo. Suelta las lagrimas que tanto tiempo llevas conteniendo, tus miedos, tus alegrías… Dale la mano y deja que Él te regale su Plenitud.

¡VIVE DE CRISTO!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: haciendo pie


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.                              

HACIENDO PIE

Una persona me compartía que hoy operan a un amigo suyo; la operación es bastante delicada. Aquella tarde me puse a orar por esa persona, y es verdad que nos sale pensar en el día de la operación, en que todo salga bien… pero caí en la cuenta de todas las incertidumbres y miedos que pueden surgir los días de antes.

¿Saldrá bien? ¿Dolerá? ¿Qué sentiré? ¿Cómo reaccionaré? Hay tantas cosas que se nos escapan de control que, por pequeño que sea a lo que nos enfrentemos, nos inquitetamos con facilidad.

Pensé que, ante tato interrogante, la persona se debe de sentir como nadando en un lago en el que no hace pie. Al no hacer pie, empieza a mover manos y pies llegando a perder la paz y ahogarse en tanto pensamiento que aún no forma parte de la realidad, sino de nuestros miedos.

Cuando nadamos en los miedos ¿cómo solucionarlo?

Hay una manera de hacer pie, de seguir en el lago de esa situación desconocida, y, aunque con un poco de vértigo… sintiéndonos seguros. Cuando haces pie en un lago, ya no hace falta mover brazos y pies hasta agotarte; puedes pararte esperar, sentirte seguro.

Si tienes ese sentimiento de no hacer pie, de que tus miedos están inundándote, busca el punto de apoyo. Ese punto de apoyo es Cristo, y lo sentirás en la medida en que no entres en diálogo con tus miedos, le mires a Él y le digas “Confío en Ti”. Cuanto más le mires, cuanto más deposites en Él tu confianza en lugar de mirar a tus fuerzas o a un futuro que no ha llegado, más firme y segura será la base que te sostendrá.

Jesús, siempre que tenía que enfrentarse a algo, paraba y se dejaba consolar por el Padre. La oración en el Huerto de los Olivos fue una oración en la que buscaba esa base sólida que le iba a sostener en todo lo que tendría que vivir desde ese momento.

Hoy el reto del amor es que, cuando te surja incertidumbre, no chapotees en ella. Hoy mete una cruz o un rosario en tu bolsillo y, cuando sientas no tener base, agárralo con fuerza y mírale a Él. Pon en Cristo tu confianza y descansa.

¡VIVE DE CRISTO!

Pd: AVISO IMPORTANTE

Queridos reteros, lamentamos tener que comunicaros que se han agotado por completo todos los calendarios “Vive de Cristo en 2018”.

Es por ello que, a los que nos lo habéis pedido en estos últimos días, no podremos hacéroslo llegar.

Muchas gracias por vuestra acogida y cariño a este proyecto, ¡y esperamos que el Señor nos regale seguir viviendo juntos todo este año con el Reto! ¡Unidos en Cristo!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: alumbrando el camino


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.                              

ALUMBRANDO EL CAMINO

Este verano pusimos farolas solares a lo largo de la zona de paseo que hay en la huerta. Esto ayuda mucho, sobre todo en esta época, que anochece tan pronto que, cuando salimos a dar un paseo, es noche cerrada y hay zonas en las que apenas se veía nada. Ahora caminamos y a nuestro paso se van encendiendo las pequeñas farolas, dejando iluminada la zona por la que pasamos.

Sin embargo, el otro día salimos a dar el paseo y no se iluminaban. Al principio dudamos de si se habrían estropeado, pero luego caímos en la cuenta de que el día había estado nublado y no habían cogido la luz que necesitaban para alumbrar. Al día siguiente sí que alumbraban, pero con una luz tenue, pues era poca la batería que les quedaba para las… siete de la tarde.

Y es que, sin haber recibido luz, no pueden dar luz. Y nosotros somos como esas farolas solares, que, si no recibimos Luz, no podemos darla. Si no nos llenamos del Señor, si no dejamos que Él nos regale Su amor… de nosotros nada sale. Queremos perdonar, pero no podemos; amar cuando no es fácil, y no podemos; sanar heridas, y no podemos.

Cristo, antes de actuar, miraba al Padre, oraba; toda la fuerza la cogía de la oración. En muchos momentos se ve que se apartaba para orar, que se iba a un lugar tranquilo…

Es domingo, y ya al caer la tarde se avecinan los “miedos” de la semana: la reunión complicada, el compañero que te lo está haciendo pasar mal… Es buen día para parar y cargar tu batería, y así dar luz; es buen día para recibir la Luz y así poder darla. Que tu semana no empiece desde tus fuerzas, sino desde Él.

Hoy el reto del amor es que cargues la batería. Para en una iglesia y háblale al Señor de tu semana, sobre todo de eso que tanto te preocupa, para que sea Él el que te dé luz y se manifieste en tus gestos y en tus palabras.

¡VIVE DE CRISTO!

Pd: AVISO IMPORTANTE

Queridos reteros, lamentamos tener que comunicaros que se han agotado por completo todos los calendarios “Vive de Cristo en 2018”.

Es por ello que, a los que nos lo habéis pedido en estos últimos días, no podremos hacéroslo llegar.

Muchas gracias por vuestra acogida y cariño a este proyecto, ¡y esperamos que el Señor nos regale seguir viviendo juntos todo este año con el Reto! ¡Unidos en Cristo!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: el cajón desastre


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.                              

EL CAJÓN DESASTRE

Si miras mi celda, aparentemente está ordenada. Pero te voy a confesar que hay un pequeño rinconcito, una especie de hueco en mi mesa de escritorio, que es pequeño, pero tiene vida propia. Te explico:

Si golpeo sin querer la mesa, todos los papeles que lo ocupan caen disparados al suelo; si tiro de uno de ellos, todos vuelven a caer; o, si cierro el cajón que hay justo encima, se desliza de nuevo el contenido del pequeño hueco y se esparce a sus anchas por el suelo. Y así, días y días me digo “Tengo que ordenarlo” mientras cojo todo como puedo y lo meto a presión hasta el siguiente lanzamiento.

Hoy me ha vuelto a ocurrir y ahora estaba orando sobre ello.

Muchas veces las preocupaciones, tareas pendientes, conversaciones… se convierten en sobres y papeles que vamos almacenando en ese hueco de nuestro escritorio de “tareas pendientes”. Pero, basta un pequeño golpe, y todo se nos desparrama por el suelo: la cita a la que no has llegado, la persona a la que no has llamado… Sientes que no llegas a todo y hay un enorme caos a tu alrededor que “en teoría” depende de ti.

¿La solución? Muchas veces el “desorden” nos supera de tal manera, que no nos atrevemos ni a mirar; o, si se nos cae todo, lo cogemos como podemos y de nuevo al hueco, ahí metido a presión hasta la próxima. Pero sabemos que el hueco está ahí, que tenemos tareas pendientes, cosas que afrontar… y no sabemos ni por dónde empezar.

¿Qué hacía Jesús ante el Cajon de las Tareas Pendientes (¡seguro que lo tenía!)? Parar, orar y, después, actuar. No dejaba a nadie si respuesta, pero todo hacía que llegara a su tiempo. Él nos regala mirar cada papel y ordenarlo. Verás que, como fruto, volverá la Paz dentro de ti.

Hoy el reto del amor es que, en este momento, lo primero que te venga a la cabeza lo soluciones desde la oración y el amor. Deja que vuelva a ti la Paz.

¡VIVE DE CRISTO!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: el cajón desastre


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.                              

EL CAJÓN DESASTRE

Si miras mi celda, aparentemente está ordenada. Pero te voy a confesar que hay un pequeño rinconcito, una especie de hueco en mi mesa de escritorio, que es pequeño, pero tiene vida propia. Te explico:

Si golpeo sin querer la mesa, todos los papeles que lo ocupan caen disparados al suelo; si tiro de uno de ellos, todos vuelven a caer; o, si cierro el cajón que hay justo encima, se desliza de nuevo el contenido del pequeño hueco y se esparce a sus anchas por el suelo. Y así, días y días me digo “Tengo que ordenarlo” mientras cojo todo como puedo y lo meto a presión hasta el siguiente lanzamiento.

Hoy me ha vuelto a ocurrir y ahora estaba orando sobre ello.

Muchas veces las preocupaciones, tareas pendientes, conversaciones… se convierten en sobres y papeles que vamos almacenando en ese hueco de nuestro escritorio de “tareas pendientes”. Pero, basta un pequeño golpe, y todo se nos desparrama por el suelo: la cita a la que no has llegado, la persona a la que no has llamado… Sientes que no llegas a todo y hay un enorme caos a tu alrededor que “en teoría” depende de ti.

¿La solución? Muchas veces el “desorden” nos supera de tal manera, que no nos atrevemos ni a mirar; o, si se nos cae todo, lo cogemos como podemos y de nuevo al hueco, ahí metido a presión hasta la próxima. Pero sabemos que el hueco está ahí, que tenemos tareas pendientes, cosas que afrontar… y no sabemos ni por dónde empezar.

¿Qué hacía Jesús ante el Cajon de las Tareas Pendientes (¡seguro que lo tenía!)? Parar, orar y, después, actuar. No dejaba a nadie si respuesta, pero todo hacía que llegara a su tiempo. Él nos regala mirar cada papel y ordenarlo. Verás que, como fruto, volverá la Paz dentro de ti.

Hoy el reto del amor es que, en este momento, lo primero que te venga a la cabeza lo soluciones desde la oración y el amor. Deja que vuelva a ti la Paz.

¡VIVE DE CRISTO!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: mensajes en cristales


Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.                              

MENSAJES EN CRISTALES

Ayer por la noche, al volver de cenar, pasamos por la galería del Noviciado. Se llama así porque es un pasillo que tiene grandes ventanales que dan al exterior, y desde ella siempre vemos la huerta, los árboles, el cielo… pero ayer… nada, no se veía nada.

Los cristales estaban totalmente empañados del contraste de temperatura, y una capa blanca los recubría. Al verlos, al principio nos quedamos paralizadas, pero, en cuestión de segundos, nuestras manos se avalanzaron hacia ellos y empezamos a escribir mensajes, a dibujar caras sonrientes, a pasar la mano de un cristal al siguiente… y, al poco rato, ¡de nuevo se veía al otro lado la luz de la luna y las copas de los árboles meciéndose!

Ahora tienes ante ti esa situación que ves empañada; sabes que algo hay al otro lado, pero ante ti, de momento… el cristal está cubierto por una capa blanca que no te deja ver. A veces sientes que el no ver te desespera, que la situación de debilidad o incertidumbre por la que pasas no te dejará nunca ver de nuevo aquello que hay al otro lado.

Sin embargo, son sólo unas partículas las que cubren tu cristal, la realidad sigue estando ahí, ¡es maravillosa! Sólo hay que pasar la mano por el cristal. Saltar el pesimismo, la rebeldía que en tantos momentos te invade, y dejar que tu corazón escriba desde la Felicidad.

¿Y cómo hacerlo, cómo acercarte? A veces da miedo descubrir qué hay detrás, ¿verdad? Tienes razón, pero no estás solo, deja que Cristo te acompañe. Desahoga tu corazón en Él, no tengas miedo y deja que te muestre todo aquello que hay detrás de lo que ahora sientes tan empañado en tu vida. Deja que dibuje a modo de confianza Su esperanza y Su alegría en tu corazón.

Hoy el reto del amor es que dibujes en los cristales. Cuando veas un cristal empañado en otra persona “escribe algo”. Pídele al Señor una palabra de aliento para esa persona o para ti mismo. Que hoy no nos quedemos en el vapor de agua, sino en aquello que nos muestra el cristal. Deja que Cristo te vuelva a llenar de ilusión y esperanza.

¡VIVE DE CRISTO!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!