Reto de amor: ¡hasta pronto!


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

HASTA PRONTO

Ayer, una gran persona, con un corazón todavía más grande, se fue al Cielo. Ahora, en la oración, sólo puedo alzar los ojos y dedicarte estas líneas como última despedida, mi querida Argentina.

Fuiste amiga entrañable de mi abuela, y viste crecer a mi padre. ¡Cuánto les ayudaste a los dos! Años más tarde, yo también sentí mil veces tu cariño y entrega. Pero no sólo yo, ¡cuidabas a toda la Comunidad! Cuando no había jerseys o calcetines, te desvivías por conseguirnos toda la ropa blanca que encontrabas, participabas en nuestras ceremonias… y en Navidad nos escribías una postal personalizada a cada una. Siempre nos hiciste sentir muy queridas.

El tiempo fue pasando y me nombraron Madre Maestra, ¿recuerdas? Desde entonces fuiste “la abuela del Noviciado”, y suspirabas por tener noticias de las “ovejitas”. Tal es así, que a tus ochenta y pico años, aprendiste a usar el WhatsApp sólo por poder leer el reto cada mañana…

Pero no fuimos las únicas que recibimos tu amor. Nos han contado que han aparecido muchas personas a las que sólo tú conocías: una mujer a la que ayudaste a sacar adelante a sus hijos; un joven que, con tu ayuda, ha logrado salir de la droga… hay incluso un hombre que fue a darte las gracias apoyado en sus muletas, diciendo que te debe una cena… pues tú creíste que volvería a caminar, y así ha sido.

Van apareciendo así testimonios desconocidos, ¡y cuántos quedarán ocultos, esos que sólo sabéis el Señor y tú! Sí, Él recuerda todos lo gestos de cariño que hiciste en su Nombre, hasta los más pequeños. Argentina, siempre tuviste un corazón enamorado sólo de Cristo… y por fin ha llegado el momento del abrazo, querida “abuela”.

Sé que has dicho que no querías flores, ni menciones, ¡ni tan siquiera una esquela! Siempre recordabas aquello de “que no sepa tu mano izquierda lo que hace tu derecha”. Tienes razón, sin embargo, una vez más tengo que pedirte perdón por no hacerte caso… pero es que el Señor también dijo “no se enciende una luz para esconderla”.

Argentina, has sido un ángel del Señor para todas nosotras, y tu ejemplo de entrega es una luz que brilla en innumerables testimonios. Viviste siempre de la mano de Cristo, su Amor llenó tu corazón… y tú te desbordaste en amor hacia todos. ¡Sigue cuidándonos desde el Cielo, a nuestra Comunidad, a este Noviciado, a tu familia y amigos, a los miembros de Cáritas, a tus reteros…!

En nombre de tantos, ¡gracias!

Hoy el reto del amor es tener un gesto de cariño con una persona a la que no conozcas. Puede ser una sonrisa, un bocadillo… Cristo te pondrá la ocasión, dale la mano y deja que Él ame a través de ti. Puede que te parezca un gesto insignificante, pero para el Señor ningún gesto pasa desapercibido, ¡sino que brillan como pequeñas luces, y permanecen alumbrando nuestro mundo! ¡Feliz día!

¡VIVE DE CRISTO!

Pd: Te invitamos también a que hoy, a las 16:30 h., te unas con tu oración al funeral y entierro de Argentina. Nosotras estaremos orando por ella y por tantos reteros y reteras que ya han llegado a Casa. ¡Que sean luces que nos lleven a Cristo!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Anuncios

Reto de amor: perdí de vista el objetivo


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.                              

PERDÍ DE VISTA EL OBJETIVO

Ayer nuevamente se me cayó el móvil al suelo y se dio un buen golpe. Gracias a la carcasa no le pasó nada, Como esto me ha pasado más veces, el móvil está perfecto… pero la funda parece que ha pasado por una guerra: ¡está rota por unos cuantos sitios! Ya no queda ni una esquina sana…

Ayer, al recogerla del suelo, me daba mucha pena, ya que me encanta esta carcasa porque es personalizada, y pensé: “¡Qué rollo que se rompa!”

Sin embargo, cuando llegué a la oración, me di cuenta de que todo estaba bien, que la carcasa se tenía que romper, que había sido creada para proteger el móvil, que, para lo que había sido creada, era para lo que se estaba utilizando. En ese momento comprendí que me había enfadado porque había dejado de ver el auténtico el fin de la funda: proteger el móvil. Al descubrir esto, inmediatamente desapareció la pena y me dije: “Todo está bien”.

Siempre que hablaba a sus discípulos, Jesús les mostraba el sentido que tenían las cosas, les explicaba las parábolas, les mostraba su corazón. Jesús sabía para qué se había encarnado, y así se lo comunicaba a sus apóstoles. Cristo sabía que tenía que morir por ti y por mí, para sacarnos de la carcel en la que muchas veces vivimos, romper las cadenas de la muerte y, con su resurrección, darnos vida. Pero vida aquí (porque Él dice que aquí “el ciento por uno”), y después la vida eterna.

Cuántas veces perdemos el norte en nuestra vida y ya no sabemos por qué hacemos las cosas, confundimos lo secundario con lo esencial. Olvidamos para qué sirve la funda, y queremos perpetuar lo que es caduco.

Hoy el reto del amor es ordenar tu lista de valores, poner en el centro a Cristo y, luego, ver qué es lo primero para ti, y lo segundo, y lo tercero… Quizá descubras que algo secundario se te ha colado como algo principal; en ese caso, vuelve a colocarlo en su sitio y da prioridad en el día de hoy a la oración y al amor.

¡VIVE DE CRISTO!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: debilidad plastificada


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.                              

DEBILIDAD PLASTIFICADA

Ayer estaba acabando un trabajo, ya sólo me quedaba preparar una buena presentación. Hice el diseño y me fui a la impresora. Cogí el papel que había salido… y la verdad es que estaba bonito, pero era un papel muy fino, muy débil, no daba consistencia.

Me puse a pensar: “Bueno, pues meto una cartulina a la impresora”, pero, como la cartulina es mucho más gruesa, la impresora no era capaz de cogerla de la bandeja.

Seguí buscando soluciones… y al final se me ocurrió que lo mejor era plastificar el papel impreso. ¡Realmente así quedó genial!

El papel, su debilidad, quedó protegida, y además se fortaleció. Me quedaron unos marcapáginas preciosos.

El papel me hizo pararme al descubrir qué débil era. No podía ser fuerte en sí mismo, y así somos nosotros. En nuestra vida… ¡cuánta debilidad tenemos! Cuántas veces queremos amar y no podemos, no hay manera de sacar ese rencor de nuestro corazón; o queremos acoger y nuestros brazos no se abren… Nos damos cuenta de que en nosotros no hay fuerza, somos ese papel frágil, necesitamos que nos recubran, nos den calor, y así seremos fuertes. Y esto es la oración: cuando tú tratas a Jesús en la oración, lo que Él hace es plastificarte con su amor.

En la oración, lo que hacemos es dejarle a Jesús ser fuerte en nosotros, dejarle el protagonismo de nuestra vida en Sus manos. Son su perdón, su amor, su misericordia, su amabilidad, sus sentimientos los que te plastifican y, desde ahí, ya estás listo para ir a los hermanos, para empezar una jornada en la que descubrirás que tú ya no tienes que ser fuerte, sino que Él es fuerte en ti.

Hoy el reto del amor es entrar en una iglesia y dejarte plastificar, déjale tu vida en Sus manos. Haz esta pequeña oración: “Hola, Jesús, aquí me tienes, a tus pies. Te entrego todo lo que soy y lo que tengo. Te entrego a todas las personas que tengo en mi corazón. Te pido que me des el don de poder vivir de Ti, dame tus sentimientos: que pueda amar como tú amas, perdonar, dar la mano. Que hoy no sea yo quien viva, sino que seas Tú quien viva en mí. Amén”. Y, si puedes, busca una Eucaristía.

¡VIVE DE CRISTO!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: ¿espacio mínimo, reducido… o suficiente? 


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.                              

¿ESPACIO MÍNIMO, REDUCIDO… O SUFICIENTE?

Hace unos días las novicias me hicieron un regalo. Ellas saben que me encantan los cactus y los bonsáis, así pues, quisieron regalarme un captus original y que le pudiera llevar conmigo.

Y la verdad es que me sorprendieron… Metido en un bote pequeño de plástico, con tres agujeros arriba para que tenga oxígeno, abajo un poco de tierra, y ahí tenemos a nuestro cactus-llavero la mar de feliz.

Es impresionante ver cómo se ha hecho al espacio que tiene y ahí está creciendo, realmente es admirable su capacidad de adaptación. Al mirarle, pensaba: “Puede crecer porque no se rebela, no pide un espacio más grande, ni más tierra, ni más sol, sólo vive”.

En la oración, con Jesús, me di cuenta de que Él es el que realmente se ha adaptado a nosotros: siendo Dios, se ha hecho hombre para hacernos a nosotros hijos de Dios. Y Jesús se adaptó a todo: una familia, un trabajo, una aldea, unos amigos… Él aceptó ser hombre con todas las consecuencias. Se adaptó totalmente a nosotros para que nosotros tengamos vida.

Y lo que más me impresiona es que Jesús se adapta a nuestra debilidad. Cristo nos entiende profundamente, sabe de nuestra incapacidad para poder amar, para poder perdonar, para poder entregarnos… Cristo se adaptó a nuestra debilidad y dio su vida en la Cruz para poder destruir el aguijón de muerte, para que, con su Resurrección, tú y yo tengamos vida, y podamos ser felices en nuestra realidad. Él te ama, y quiere que vivas feliz.

Hoy el reto del amor es pedirle al Señor unos ojos nuevos para adaptarte a la situación que estás viviendo. Deja de lado lo negativo y hoy fíjate en lo positivo, en lo bueno que tienes. Y hoy dedica diez minutos de tu tiempo a alguien de tu entorno, adáptate a lo que necesite, a lo que esté viviendo.

¡VIVE DE CRISTO!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: la ayuda necesaria


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.                              

LA AYUDA NECESARIA

Por las noches dejamos preparados en nuestro sitio del coro los libros que necesitaremos para rezar Laudes por la mañana (ya que, a las 6:30, hay días que del sueño no ves nada…).

Anoche, cuando preparaba los libros, me di cuenta de que hoy es una memoria propia de nuestra Orden, y me puse a leer la reseña:

Día 5 de septiembre: aniversario de los amigos y bienhechores difuntos.

Sí, para nosotras, hoy toda la liturgia es de morado, de difuntos. Esta mañana me preguntaba por qué Santo Domingo puso este día para rezar expresamente por “los amigos y bienhechores difuntos”.

Al llegar al coro, antes de empezar el Oficio, busqué en el breviario propio de la Orden de Predicadores, y me encontré con la siguiente explicación que te comparto:

“La pobreza evangélica querida por Nuestro Padre Santo Domingo como salvaguarda de la predicación de la Orden, hace que debamos contar con la amistad y ayuda preciosas de tantas personas que nos acompañan en nuestra tarea de evangelización con su amistad y con sus bienes. A todos ellos queremos recordar con agradecimiento en este aniversario mediante esta celebración en la que reunimos a nuestros amigos y bienhechores difuntos, que por diversos motivos estuvieron unidos a la Orden y en especial a nuestra comunidad.”

La verdad es que me ha encantado ver el corazón tan grande de los santos, (en este caso, de Santo Domingo), pues ellos siempre tenían en su corazón a las personas que estaban junto a ellos.

Esta mañana, al rezar Laudes, mi corazón disfrutaba recordando a tanta gente que ha pasado por mi vida y me han ayudado con la evangelización, que han apostado y colaborado para que pudiera dar a Cristo, unos con su cercanía y amistad, y otros con sus bienes. Y hoy oraba para que nunca falten personas que se unan a la Evangelización. Dar a Jesuscristo es lo que más feliz te puede hacer.

Hoy el reto del amor es orar por esa persona que ya no está contigo, pero que el Señor te puso para que te ayudase a evangelizar. Hoy pídele al Señor por todas las personas que hemos tenido en nuestro camino y ya están en una vida nueva. Y, sobre todo, en el día de hoy, cuando te encuentres en una encrucijada, pídeles que intercedan por ti.

¡VIVE DE CRISTO!

Pd: Hemos recibido numerosos mensajes preguntando cómo adquirir el libro “Si no puedes perdonar, esto es para ti”. Si estás en España y quieres recibirlo desde nuestro monasterio, manda un correo electrónico a

libroperdondominicaslerma@gmail.com

indicando tu nombre, apellidos, dirección postal (calle, número, piso, letra y código postal) y tu teléfono. Nos pondremos en contacto contigo. Si quieres te dediquemos tu ejemplar, sólo tienes que decirlo. ¡Feliz día!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: ¡Buenos días!


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.                              

¡¡¡BUENOS DÍAS!!!

Hace una rato, a las 6:30, bajaba a la iglesia para rezar Laudes. Es es la primera oración del día que hacemos, dura como 50 minutos, y es todo cantado. Es una oración de alabanza a Dios. Pues bien, justo antes de entrar en la iglesia me he encontrado con una hermana que, con una gran sonrisa, me ha dado los buenos días de una manera alegre y llena de vida.

He entrado en Laudes y, al cabo de un rato, me he dado cuenta de lo que ha supuesto este gesto tan sencillo de esa hermana: me ha llenado de alegría y vida.

Muchas veces buscamos cosas muy complicada pensando que en ello está la felicidad, pero es al revés. En lo sencillo está el tesoro escondido que dice Jesús. Él nos habla mucho de ser como niños, sencillos, pobres, humildes. Y realmente somos sencillos cuando no complicamos las cosas, cuando nos creemos lo que nos dicen sin buscar segundas intenciones, cuando acogemos con los brazos abiertos y dejamos nuestro juicio a un lado.

Mucha gente me dice que no ve a Dios como nosotras le vemos, y siempre contesto lo mismo: “Nuestro Dios se encuentra en lo sencillo”. Por ello, para caminar en el camino de Cristo, hay que tener un corazón sencillo que se deje sorprender, que se deje amar, que se deje cuidar.

Hoy el reto del amor es dar a tres personas los buenos días sonriendo: al portero de casa, al chofer del autobús, al frutero… y, cuando lo estés haciendo, eleva una oración por ellos y pídele al Señor que les bendiga y tengan un feliz día.

¡VIVE DE CRISTO!

Pd: Hemos recibido numerosos mensajes preguntando cómo adquirir el libro “Si no puedes perdonar, esto es para ti”. Si estás en España y quieres recibirlo desde nuestro monasterio, manda un correo electrónico a

libroperdondominicaslerma@gmail.com

indicando tu nombre, apellidos, dirección postal (calle, número, piso, letra y código postal) y tu teléfono. Nos pondremos en contacto contigo. Si quieres te dediquemos tu ejemplar, sólo tienes que decirlo. ¡Feliz día!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

El amor en acción


HOY EL RETO DEL AMOR ES PARAR CINCO MINUTOS CON JESÚS

Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

EL AMOR EN ACCIÓN

Tengo una amiga con la que me llevo muy bien y hablamos de vez en cuando por teléfono. Ella siempre me comparte de su gente, de sus problemas, de su vida espiritual, de cómo vive cada situación…

Una de las cosas que más me impresionan de ella es una cualidad que tiene: la amabilidad. Y hoy en la oración le daba vueltas a la amabilidad.

Miraba a Jesús a lo largo de su vida y veía cómo Él todo lo cubría con la amabilidad y cómo esa amabilidad se muestra en actos concretos, actúa.

Me daba cuenta de que la amabilidad es el amor en acción, es la manera de actuar del amor para aumentar a tope una circustancia buena.

El amor te hace amable, y la amabilidad te hace agradable. Cuando eres amable, las personas quieren estar cerca de ti: perciben que eres bueno con ellas y que les haces bien.

Seguí orando y, observando a mi amiga, me di cuenta de que la amabilidad tiene alguna característica más. Una de ellas es la dulzura: cuando obras con amabilidad, tienes cuidado de cómo tratas a los demás, y jamás eres demasiado duro. Eres sensible y delicado. Dices la verdad con amor.

También me he dado cuenta de que otra cualidad de la amabilidad es estar siempre disponible para encontrar el bien y nunca dejar de amar. La amabilidad cubre siempre las necesidades del momento.

La persona amable siempre tiene la iniciativa, no espera a que el otro actúe, a que el otro dé el primer paso. Siempre piensa en los demás y actúa buscando su bien.

Hoy el reto del amor es parar cinco minutos con Jesús. Pídele el don de la amabilidad, que Él te enseñe a poner en acción el amor. Porque nunca aprenderás a amar hasta que aprendas a ser amable. Pero no lo intentes en tus fuerzas; primero para con Jesús, que te enseñe el don de la amabilidad, y después haz lo mismo tú con tus hermanos.

VIVE DE CRISTO

Pd: Un par de aclaraciones, querido retero…

1) El código de circulación Vive de Cristo.

Muchos nos habéis pedido las “señales de tráfico” de las que hablamos el otro día en el reto… Sin embargo, ¡todavía las estamos diseñando, no están acabadas! Cuando estén listas, os avisaremos. 😉 ¡Gracias por tu apoyo!

2) El libro del perdón.

También hemos recibido numerosos mensajes preguntando cómo adquirir el libro “Si no puedes perdonar, esto es para ti”. Si estás en España y quieres recibirlo desde nuestro monasterio, manda un correo electrónico a

libroperdondominicaslerma@gmail.com

indicando tu nombre, apellidos, dirección postal (calle, número, piso, letra y código postal) y tu teléfono. Nos pondremos en contacto contigo. Si quieres te dediquemos tu ejemplar, sólo tienes que decirlo. ¡Feliz día!

http://dominicaslerma.es/

¡Feliz día!

Reto de amor: ataque nocturno


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.                              

ATAQUE NOCTURNO

Ayer estábamos en el recreo de la noche y, como era domingo, lo compartimos con las hermanas de Comunidad. La Madre Priora dijo que el recreo sería en la huerta (en la zona de Comunidad tenemos unos bancos en los que nos sentamos y compartimos).

De repente, estoy tan tranquila escuchando a mis hermanas… y cae sobre mi escapulario un excremento de ave. Sí, un pájaro hizo sus necesidades justo encima de mí.

Me quedé mirando el escapulario, la mancha que me había hecho, y no daba crédito a lo que me acababa de pasar.

Dentro de mí se desató un buen enfado: el hábito me lo acaba de poner limpio, sentía que ese pájaro me había invadido, me había ensuciado… y todo sin pedir permiso, sin que me diese cuenta. Para cuando lo vi, ya estaba en mi escapulario.

Lo que me salía era mirar al cielo buscando al culpable. En ese momento, una hermana se levantó y me dijo:

-No te preocupes, dame el escapulario, que te lo limpio.

Se lo entregué y se marchó a quitarme la mancha. La verdad es que el amor de esta hermana, su sonrisa, su paz, su naturalidad, fue el bálsamo para curar mi enfado. No le dio la más mínima importancia y, con una alegría desbordante, me hizo este servicio.

Así actúa Jesús ante nuestros enfados: muchas veces mueve el corazón de la persona que tienes a tu lado para devolverte la Paz. Jesús le regala a esa persona el don del servicio y del amor para que, con sus dones, pueda paliar tu enfado. No mires a esa persona como tal, es Jesús el que está en ella actuando para tu bien. Y lo más importante es dejarte amar; estamos creados para amar y que nos amen.

Hoy el reto del amor es descubrir a Cristo en un gesto, en una palabra, en un servicio que alguien tenga hacia ti. Cuando reconozcas a Cristo en esa persona, párate y dale gracias al Señor por ello. Jesús hoy se te manifestará a través de esa persona, sirviéndote. Pero ten cuidado: que la mancha no te distraiga del amor, que la pasión no te nuble la razón, para que puedas ver con los ojos de Cristo.

¡VIVE DE CRISTO!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor:con amor todo crece


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.                              

CON AMOR TODO CRECE

Como sabes, este año nos hemos animado a plantar un huerto. Contra todo pronóstico, se nos está dando súper bien: ya hemos recogido calabacines, pimientos, tomates, berenjenas…

Sin embargo, este año también sentía curiosidad por plantar sandías. Nadie me animaba; todo el mundo decía que aquí el clima en ningún momento me iba a ayudar y que no iban a salir.

Pero me regalaron unas plantitas de sandía y las planté en el invernadero. Me di cuenta de que, una vez plantadas, lo que más necesitaban era paciencia. Yo había hecho mi parte, había hecho un surco, las había regado… ya sólo había que esperar a que el sol calentara fuerte y se dieran.

Al tener que esperar sin poder hacer nada más, me he dado cuenta de que la paciencia me fomentaba la paz y la tranquilidad. Todos los días aparecía por el invernadero a ver crecer la sandía. Cuando contemplaba la mata de sandías, me da cuenta de cuánto bien nos podemos hacer entre nosotros si somos pacientes. La paciencia es el punto en el que el amor se une a la sabiduría; la paciencia te ayuda a permitir que la otra persona sea humana, comprendes sus fallos cuando comete un error, decides darle tiempo para que se corrija.

La paciencia te capacita para resistir en las pruebas de convivencia. A mí no me resulta fácil la paciencia, y reconozco que no me surge de forma natural.

Si decides ser paciente, responderás de forma buena frente a una situación mala, serás lento para el enfado; la paciencia te traerá tranquilidad interna ante las tormentas externas. El enfado casi nunca mejora las cosas; es el amor el que cambia nuestra motivación para vivir. La paciencia es un buen punto de partida para comenzar a demostrar el amor verdadero.

Pero la paciencia es un don que te tienen que regalar, por ello, hoy pídeselo a Jesús.

El evangelio nos muestra cómo Jesús siempre es paciente, cómo sabe esperar, cómo sabe decir las cosas con cariño, muy pocas veces se enfada.

Hoy el reto del amor es ser paciente y no decirle nada negativo a ese compañero de trabajo que muchos días te saca de tus casillas. Con tu marido, tu mujer, tus hijos, tus amigas… sé paciente. Si te surge la tentación de enfadarte, es mejor no decir nada. Es mejor callarte que expresar algo de lo que luego te arrepentirás. El amor da resultado, nacemos con una sed de amor que dura toda la vida. Hoy demuestra amor verdadero siendo paciente.

¡VIVE DE CRISTO!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!

Reto de amor: rayas de alarma


Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.                              

RAYAS DE ALARMA

El otro día me tocó hacer fotocopias de unos temas. Me fui a la fotocopiadora, la encendí, cargué el papel, puse lo que tenía que fotocopiar, marqué el número de copias, y apreté el botón verde para que empezara a trabajar. Como sabía que tardaría, me fui a hacer otras cosas mientras ella trabajaba.

Al rato volví y, al recoger las fotocopias, descubrí que, en mitad de cada folio, dos finas rayas negras pasaban por mitad de todo el texto. No impedían leer, pero no era agradable verlas.

No me lo podía creer. Miré la fotocopiadora. Aparentemente está perfecta, por fuera está como nueva, pero por dentro algo no debe de estar bien para que saque estas rayas…

Mirando la fotocopiadora, me puse a orar con el Señor, y le decía cómo muchas veces por fuera estamos totalmente bien y, en cambio, por dentro hay algo que nos está haciendo sufrir y provoca que nuestra vida tenga rayas.

Solemos guardar dentro de nosotros ese sufrimiento que nos está matando… Sin embargo, sólo cuando lo saques te darás cuenta de que necesitas una reparación. Jesús no te pide que vivas tú solo ese sufrimiento, Él quiere vivirlo contigo.

Llevo unos días en que en todas las visitas nos piden oración por algún sufrimiento. Y esto me ha hecho orar mucho. ¿Cuántas veces estás sonriendo por fuera y por dentro estás llorando? Hoy deja tu sufrimiento en la cruz de Cristo, déjale entrar en tu vida, que Él pueda morir por ese sufrimiento, y así te lo devolverá resucitado. Ni tú ni yo tenemos capacidad de llevarlo. Es el Señor el que lo lleva, el que lo va a hacer en ti, si tú se lo entregas y le dejas a Él.

Hoy el reto del amor es mandar un mensaje a una persona que sepas que su fotocopiadora “saca rayas”: que te sienta a su lado, ora por ella y anúnciale el amor del Señor.

¡VIVE DE CRISTO!

http://dominicaslerma.es/    

¡Feliz día!